Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Rey y Susana Díaz eluden el apoyo expreso a los toros

En una entrega de trofeos taurinos en Sevilla, la agenda de la Casa Real solo menciona que Felipe VI entregaría unos premios universitarios

El Rey Felipe VI y la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, pasaron de puntillas en sus alusiones a la fiesta de los toros en sus respectivas intervenciones tras la entrega de los premios universitarios de fin de carrera y de los trofeos taurinos de la Feria de Abril 2014, que organiza la Real Maestranza de Caballería de Sevilla.

En un acto celebrado en el ruedo de la plaza de toros, bajo una inmensa carpa perfectamente acondicionada, y con la presencia de una muy nutrida representación de la sociedad sevillana, con mayoría de la comunidad universitaria y del mundo taurino, el jefe del estado solo se refirió a los toreros premiados como "exponentes de la excelencia en el arte de la tauromaquia, que sigue inspirando nuevas creaciones artísticas".

Por su parte, la flamante nueva presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, en su primer acto oficial tras su nombramiento ayer por el Parlamento regional, se limitó a felicitar a los toreros y señaló que "los toros son percibidos por una parte significativa de la sociedad como seña cultural". El grueso de sus discursos estuvo dedicado a la educación, la cultura del esfuerzo y un decidido apoyo a la labor cultural que lleva a cabo la Real Maestranza.

Ni siquiera la agenda de la Casa Real recoge que el monarca viajaría a Sevilla para la entrega de unos trofeos taurinos, y se limita a informar que el Rey acudiría a la "entrega de premios universitarios de la Real Maestranza de Caballería", en el apartado de Educación, y no de Cultura, epígrafe en el que está incardinada la tauromaquia.

La invitación oficial de la institución organizadora sí hace referencia a que el acto sirve para reconocer a los mejores alumnos de las distintas facultades y escuelas técnicas de la Universidad de Sevilla y a los toreros de oro y plata que destacaron en la Feria de Abril de 2014 y fueron galardonados por el jurado de la Real Maestranza.

Así lo reconoció el teniente de hermano mayor, Javier Benjumea, quien calificó la jornada de "memorable e histórica" porque era la primera vez que don Felipe asistía como rey a este acto, al que ya acudió en 2005 cuando era aún Príncipe de Asturias.

También hizo uso de la palabra el rector de la universidad hispalense, Antonio Ramírez de Arellano, quien se refirió al "patriotismo constructivo de los mejores", y destacó ampliamente la aportación cultural de la fiesta de los toros y los toreros.

Don Felipe aprovechó su estancia en Sevilla para tomar posesión como hermano mayor de la institución, tradición que se mantiene desde Fernando VII, aunque los vínculos monárquicos de Real Maestranza se remontan a la reconquista de Sevilla por Fernando III el Santo.

La Real Maestranza de Caballería de Sevilla, propietaria de la plaza de toros, destaca por su labor de mecenazgo cultural y benéfico-social, y desde al año 1965 reconoce los mejores expedientes académicos de las facultades y escuelas técnicas superiores de la Universidad de Sevilla y a los triunfadores de la Feria de Abril.

En esta ocasión, los galardones entregados corresponden al año 2014, y el motivo del retraso ha sido la comprensible adaptación a la agenda del nuevo rey. El propio Felipe VI entregó 26 galardones universitarios a otros tantos alumnos y los trofeos taurinos a la mejor faena (Antonio Ferrera); mejor estocada (Juan José Padilla, convaleciente de una reciente intervención quirúrgica en la cara); Diego Ventura (mejor rejoneador); José Chacón (mejor actuación de subalterno); Abraham Neiro (mejor actuación en banderillas), y Juan Bernal (mejor actuación de picador); el último premio fue para el toro Niñito, de la ganadería de El Pilar.