Rusia lanza la misión que rodará la primera película en el espacio

Un cosmonauta, una actriz y un cineasta estarán 12 días en la ISS para filmar ‘El desafío’, con la que Roscosmos aspira a batir otro récord en la carrera espacial

De izquierda a derecha, la actriz Yulia Peresild, el cosmonauta Anton Shkaplerov y el cineasta Klim Shipenko antes del lanzamiento de la nave espacial Soyuz MS-19 en el cosmódromo ruso de Baikonur, este martes.
De izquierda a derecha, la actriz Yulia Peresild, el cosmonauta Anton Shkaplerov y el cineasta Klim Shipenko antes del lanzamiento de la nave espacial Soyuz MS-19 en el cosmódromo ruso de Baikonur, este martes.HANDOUT (AFP)

Rusia aspira a iniciar este martes otro hito en la carrera de los viajes al espacio exterior y del cine. Roscosmos, la agencia rusa espacial, ha lanzado desde el cosmódromo de Baikonur (Kazajistán) a la Estación Espacial Internacional (ISS) la nave Soyuz MS-19 con una inédita tripulación a bordo: el conocido director de cine Klim Shipenko y la actriz Yulia Peresild, guiados por el veterano cosmonauta Anton Shkaplerov. Su misión: filmar ‘El desafío’, el primer largometraje de ficción rodado en el espacio. Permanecerán 12 días en la estación espacial, donde han llegado según el patrón denominado “ultrarrápido”, tras tres horas y 27 minutos de vuelo, y después de Shkaplerov, que viaja al espacio en su cuarta misión, tuviese que acoplar la nave de forma manual al fallar el proceso automático.

Después de lograr enviar el primer satélite al espacio, el primer perro, el primer hombre y la primera mujer, Rusia busca ser el primer país también en rodar en el espacio exterior una cinta larga de ficción, desbancando los planes de la NASA, que aspiraba a filmar en colaboración con Space X, la compañía del multimillonario Elon Musk, una película protagonizada por Tom Cruise.

La cinta rusa, El desafío, producida por Canal Uno y Roscosmos, contará la historia de una cirujana (Yulia Peresild) que debe viajar sin apenas preparación al espacio para tratar de salvar la vida de un cosmonauta enfermo que no puede regresar a la Tierra.

El cohete propulsor 'Soyuz-2.1a', durante la instalación de la nave 'Soyuz MS-19', en el cosmódromo de Baikonur.
El cohete propulsor 'Soyuz-2.1a', durante la instalación de la nave 'Soyuz MS-19', en el cosmódromo de Baikonur.Space Center Yuzhny/ROSCOSMOS HA (EFE)

La tripulación cinematográfica ha abordado sonriente la ISS, como se ha podido ver en la retransmisión en directo de Roscosmos, que Canal Uno ha puesto en marcha en varios idiomas junto con una intensa campaña publicitaria. Con pelo flotando por la ingravidez, Peresild se ha deslizado hacia el interior de la estación, precedida por el comandante Shkaplerov, y seguida por el cineasta Shipenko, que ha comentado en varias ocasiones que con su 1,90 de estatura ha tenido que hacer algunos “ajustes”, y que llevaba consigo el guion de la película. En la estación se han encontrado con los siete astronautas que la ocupan actualmente y con los que convivirán durante casi dos semanas. “Parece un sueño”, ha comentado Peresild durante una pequeña intervención de prensa desde la ISS. “Necesitamos tiempo para procesar todo lo que pasa, es una mezcla de shock y sueño”, ha bromeado el cineasta Shipenko.

Para la agencia espacial rusa, que se está quedando atrás en la carrera espacial y aún depende en gran medida de la tecnología de diseño soviético, el hito de El desafío es una oportunidad también de mejorar su imagen después de una serie de reveses, escándalos de corrupción y lanzamientos fallidos. El hito de Shkaplerov, Shipenko y Peresild llega precedido por una inmensa campaña de publicidad con la que Roscosmos busca quitarse en parte el mal sabor de boca del golpe que le supuso perder el monopolio de los viajes a la estación orbital el año pasado, cuando SpaceX completó el envío con éxito de astronautas.

Yulia Peresild entra en la ISS.
Yulia Peresild entra en la ISS. HANDOUT (AFP)

El lanzamiento del equipo de El desafío, en la que se espera que hagan un cameo también los astronautas que están ahora en la ISS, se produce poco más de un año después de su anuncio, en septiembre de 2020. Desde entonces, Canal Uno y Roscosmos han acelerado al máximo para superar el proyecto de Hollywood, que se había anunciado cuatro meses antes.

Para protagonizar la cinta, Roscosmos inició un proceso de selección abierto a mujeres de entre 25 y 40 años, a las que no se exigía ninguna experiencia como actriz aunque sí algunas especificidades: ser de nacionalidad rusa, pesar entre 50 y 70 kilos y tener una circunferencia pectoral de hasta 112 centímetros. Además, debían poder correr un kilómetro en tres minutos y medio, nadar 800 metros estilo libre en 20 minutos y lanzarse desde un trampolín de tres metros “con una técnica impresionante”, decía el anuncio. Se presentaron 3.000 mujeres a las pruebas y quedaron 20 finalistas que, además de nuevos exámenes médicos, tuvieron que recitar un texto de Aleksandr Pushkin.

La elegida fue finalmente una actriz profesional muy conocida en Rusia, Yulia Peresild, de 37 años. La intérprete, junto con el director, Shipenko, de 38 años, y el coronel Shkaplerov, de 49 —y un equipo paralelo de suplentes— han pasado por meses de pruebas médicas y riguroso entrenamiento. Ahora se enfrentarán a nuevos retos en el espacio, donde Shipenko tendrá que encargarse, por ejemplo, de la cámara (adaptada para trabajar en ingravidez), la iluminación y el sonido.

El equipo de 'El desafío'.
El equipo de 'El desafío'.

Ya se han hecho antes otros intentos de filmar en el espacio. Una película soviética, de 1984, Regreso desde la órbita, incluía escenas filmadas en el espacio. Y en 2008, Richard Garriott, emprendedor y desarrollador de videojuegos que voló como turista al espacio en 2008, rodó un cortometraje de siete minutos (Apogee of Fear). Pero El desafío es un largometraje profesional. “Estamos haciendo un experimento”, reconoció Shipenko este lunes a los periodistas en una rueda de prensa desde Kazajistán.

El equipo contó este lunes que les han permitido llevar consigo un kilo de artículos personales. Algunos han elegido dibujos de sus hijos y todos, recuerdos regalados por familiares y amigos. El domingo, dijeron, se reunieron para cumplir una tradición que todos los cosmonautas rusos cumplen religiosamente: ver la clásica película soviética El sol blanco del desierto.

Sigue toda la información internacional en Facebook y Twitter, o en nuestra newsletter semanal.

Sobre la firma

María R. Sahuquillo

Corresponsal en Moscú, desde donde cubre Rusia, Ucrania, Bielorrusia y el resto del espacio post-soviético. Antes, fue enviada especial para grandes coberturas y se ocupó de los países de Europa Central y Oriental. Ha desarrollado casi toda su carrera en EL PAÍS y además de temas internacionales está especializada en asuntos de igualdad y sanidad.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción