Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Mobile responde a Díaz Ayuso: “Estamos en Barcelona y nos quedaremos en el futuro”

El salón espera recibir a 110.000 asistentes, de los que 8.000 serán primeros ejecutivos de empresas

El consejero delegado de GSMA, John Hoffman, hoy. En vídeo, Díaz Ayuso amenaza con llevarse el Mobile World Congress de Barcelona.

John Hoffman, el consejero delegado de GSMA, la patronal de telecomunicaciones que organiza el Mobile World Congress,ha respondido hoy a la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, sobre sus pretensiones de acoger el salón: "Estamos en Barcelona y en el futuro nos quedaremos en Barcelona". Ha negado incluso que haya ningún debate sobre la marcha y que haya habido contactos con el Ejecutivo de la comunidad: "No ha habido ningún debate que incluyera a Madrid ni a cualquier otro lugar del mundo". "¿Por qué tenemos que cambiar una cosa que funciona sola?", ha acabado preguntándose.

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha respondido en seguida a través de redes el compromiso de Hoffman, asegurando que Barcelona seguirá "trabajando desde la cooperación y poniendo los objetivos comunes por delante de intereses partidistas". A Ayuso le ha invitado a "disculparse con la misma celeridad con la que se expresó hace unos días" y ha afirmado "la ignorancia es atrevida". 

El ejecutivo ha zanjado la polémica sin esperar a las preguntas en la rueda de prensa de presentación de la próxima edición del salón, que se celebrará entre el 24 y el 27 de febrero. Chistoso, ha empezado con un "nos vamos a Madrid", pero rápidamente ha negado la mayor y ha cuestionado las informaciones que sostenían que el Mobile se había planteado dejar la capital catalana, sobre todo después de los disturbios sufridos en Barcelona tras conocerse la sentencia del Tribunal Supremo sobre el procés.

Hoffman sí ha dicho que el próximo año GSMA tendrá que empezar a hablar de una posible renovación del contrato que une a la capital catalana con el Mobile, que concluye en 2023. Pero, de momento, ha defendido la colaboración con las instituciones catalanas y barcelonesas, a las que ha agradecido su apoyo cuando ha mostrado una diapositiva con el conjunto de administraciones y entidades que participan de alguna u otra forma con la celebración del salón. Asimismo, ha defendido que los asistentes en los últimos salones muestra su aprobado a Barcelona y su satisfacción con un posible regreso.

Para el próximo salón, el Mobile espera recibir a 110.000 asistentes, entre los que habrá 8.000 consejeros delegados de empresas. El impacto económico previsto será de 492 millones de euros y la creación del equivalente a 14.1000 empleos temporales.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >