Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Batlle asegura que Barcelona prevé convocar mil plazas de urbanos en cuatro años

El teniente de alcalde de seguridad asegura que “no se puede hablar de tendencia al alza” de homicidios

joven herida barcelona
Una patrulla de la Guardia Urbana en Barcelona.

El teniente de alcalde de Seguridad del Ayuntamiento de Barcelona, Albert Batlle, ha anunciado este miércoles que el consistorio prevé convocar mil plazas de agentes de la Guardia Urbana los próximos cuatro años, lo que supondrá “la mayor incorporación de agentes del cuerpo en democracia”. Batlle ha comparecido en la Comisión de Presidencia y Seguridad, que, como en el mandato pasado, y tras un verano caliente, ha vuelto a estar protagonizada por el debate sobre la seguridad en la ciudad. El teniente de alcalde ha asegurado que “no se puede hablar de tendencia al alza” de homicidios en la ciudad, aunque este verano se han producido tres muertes violentas más que pasado. Y la hacer balance de los dispositivos de junio, julio y agosto ha presumido de que de julio a agosto la cifra de manteros ha caído en una quinta parte (de 777 a 140).

Además, ha señalado la ofensiva de multas (8.000) y decomisos (3.000) contra vehículos de movilidad personal como patinetes o bicitaxis que operan irregularmente; ha asegurado que “los narcopisos están bastante bajo control, aunque hay que mantener la vigilancia”; y ha apuntado que las peleas de bandas han caído un 5%. También ha recordado que han aumentado las detenciones e investigaciones llevadas a cabo por la Guardia Urbana y los Mossos sobre robos.

Batlle se ha estrenado en la comisión pidiendo que su equipo sea “evaluado por los resultados y los datos, no por Twitter” y ha explicado que se está reuniendo con mandos y sindicatos policiales. En cualquier caso, ha manifestado, “el marco de la seguridad es el de toda la acción de los servicios municipales”. En vistas al futuro, ha anunciado que el gobierno hará un plan de convivencia y civismo, un plan director de la Guardia Urbana y otro de seguridad vial, entre otras actuaciones. 

Desde la oposición, todos los partidos de forma unánime han celebrado que la alcaldesa, Ada Colau, haya decidido dar rango de tenencia de alcaldía a la cartera de seguridad, que en el mandato pasado capitaneaba un comisionado, pero no tenía ni concejal. Y especialmente han alabado la figura de Batlle, por su trayectoria con cargos como la Dirección de los Mossos. “Celebramos la manera de afrontar el problema de la seguridad”, ha dicho el concejal de Junts per Catalunya, Jordi Martí, que ha señalado que Batlle tiene “más galones” que el comisionado Amadeu Recasens. Por parte de Ciutadans, Paco Sierra ha manifestado que Batlle goza de la confianza del partido naranja.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información