Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Generalitat convierte el acto oficial de la Diada en un homenaje a los presos

El Parlament concede la Medalla de Oro a Òscar Camps, patrono del Open Arms y a Carola Rackete, la capitana que fue detenida en Italia

Huelga de hambre independentistas
De izquierda a derecha: Jordi Sànchez, Oriol Junqueras, Jordi Turull, Joaquim Forn, Jordi Cuixart, Josep Rull y Raül Romeva.

El Govern y el Parlament han anunciado este lunes los actos que han organizado conjuntamente este año para celebrar la Diada, que tendrán como ejes básicos la "resistencia colectiva" y la "libertad de los presos políticos y exiliados". Bajo el lema Tornarem, el acto principal se celebrará a las 22.00 horas en la plaza de Sant Jaume en Barcelona". Dos horas antes, el Parlament concederá la Medalla de Oro de la institución a Òscar Camps, patrono del Open Arms y a Carola Rackete, la capitana alemana de la ONG Sea-Watch que fue detenida en Italia. La concesión de la distinción se decidió antes de la crisis de refugiados en Lampedusa.

Meritxell Budó, portavoz consejera del Govern, ha explicado que el lema Tornarem hace referencia a que los ciudadanos deben seguir poder defendiendo los derechos políticos y nacionales de "manera siempre cívica" y de poder denunciar la "represión". El espectáculo, dirigido por Lluís Danés, hará añusión al momento político que vive Cataluña a la vez que conmemorará el centenario de la huelga de La Canadenca o el gran exilio republicano. La ceremonia contará, como hace un año, con el testimonio de los presos y los políticos huidos al extranjero.

La Generalitat no ha programado ningún acto institucional el día 11 más allá de realizar una ofrenda floral ante el monumento de Rafael Casanova. Hace años, el Parlament y el Govern organizaban una ceremonia junto a la cascada gigante del Parc de la Ciutadella a la que acudían la mayoría de partidos, incluido el PP. Los partidos constitucionalistas han dejado de asistir los últimos años a los actos al criticar que el independentismo se ha apropiado de la Fiesta Nacional de Cataluña y que, por tanto, se sienten excluidos. Miquel Iceta, primer secretario del PSC, ha pedido esta mañana que la festividad fuera integradora y ha recordado que la primera ley que el Parlament de Cataluña aprobó fue la de convertir al 11 de Septiembre en la Diada Nacional.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >