Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un ladrón se fuga con un Aston Martin en Barcelona

Los Mossos detienen al delincuente escondido entre la vegetación en un parque de Montjuïc

Agentes de Mossos y Urbana junto al vehículo robado
Agentes de Mossos y Urbana junto al vehículo robado

Los Mossos d’Esquadra detuvieron ayer al ladrón de un Aston Martin —el coche de lujo que hizo popular el agente de ficción 007— después de protagonizar una fuga de película. En la persecución se vieron implicados los agentes de la policía autonómica y dispositivos de la Guardia Urbana y los Bomberos de Barcelona. La huida acabó en la montaña de Montjuïc.

A las 14.30 horas de ayer un agente de paisano de los Mossos d’Esquadra divisó a un conocido ladrón de vehículos de lujo en el paseo de la Zona Franca de la capital catalana. El agente quiso alertar de la presencia del individuo a los dependientes de un concesionario del paseo. Mientras hablaba con los responsables, uno de los vehículos —todavía sin matricular— salio a toda velocidad por encima de la acera.

El agente dio la voz de alarma a sus compañeros. El ladrón había visto la oportunidad y en cuestión de segundos había iniciado la huida con un vehículo valorado en más de 200.000 euros
Los Mossos d’Esquadra, alertados por su compañero, siguieron al vehículo en una persecución que concluyó varios kilómetros más tarde en Montjuïc justo delante del hotel Miramar. Allí el ladrón abandonó el coche y se escondió en la parte más boscosa de los jardines de Mosén Costa Llobera. Agentes de los Mossos d’Esquadra y la Guardia Urbana buscaron al ladrón, camuflado entre la vegetación.

Los agentes necesitaron la ayuda de los Bomberos de Barcelona que desplegaron una escalera y detectaron desde el aire el escondite del ladrón, de 45 años y nacionalidad española, que quedó detenido.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >