Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Casado y Aguirre atribuyen el inicio del declive electoral del PP a la etapa de Rajoy

El líder de los populares y la expresidenta madrileña piden a los votantes de Ciudadanos y Vox que vuelvan a su formación

El presidente del PP, Pablo Casado, saluda a la expresidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, este jueves. En vídeo, las declaraciones de ambos.

Pablo Casado y Esperanza Aguirre han coincidido este jueves en vincular la debacle electoral que sufrió el PP en las elecciones generales del domingo a la etapa de Mariano Rajoy. Durante la recepción por la festividad del Dos de Mayo en la sede del Gobierno de la Comunidad de Madrid, los dos políticos de la formación conservadora han apelado a los votantes de Ciudadanos y Vox, pidiéndoles que vuelvan a votar al PP en las elecciones municipales, autonómicas y europeas de mayo, mientras insinuaban que la crisis del partido arrancó por la forma en la que afrontó el expresidente del Gobierno los casos de corrupción, la crisis económica y el independentismo en Cataluña. Una estrategia decidida para proteger el liderazgo de Casado (que ganó las primarias del PP hace nueve meses) tras el batacazo electoral.

"Llevamos perdiendo apoyos electorales desde hace ocho años, por lo tanto, no es algo que sea imputable a estas últimas elecciones generales", ha dicho el líder de la formación conservadora, situando el inicio de la crisis del PP en la etapa de Rajoy. "Perdimos un tercio de los electores en 2015 y recuperamos un poco en la repetición [de 2016]", ha recordado Casado. "Ahora hemos tenido una pérdida con un resultado muy malo", ha reconocido. Y ha analizado: "Las causas, como decía José Manuel García Margallo en el comité ejecutivo son la triple c: crisis económica, casos de corrupción y la situación de Cataluña, como ha pasado en otros países europeos y en otros partidos de nuestra familia política".

"Culpables somos nosotros, todos los que formamos el PP, porque no hemos sido capaces de frenar la desbandada, que no ha empezado ahora, que empezó cuando Mariano Rajoy dijo en Elche: 'liberales y conservadores que se vayan al partido liberal y al partido conservador'. Y algunos de ustedes recordarán que posiblemente lo decía por mí, yo no me fui", ha comentado Aguirre a los periodistas desplazados a la Puerta del Sol.

Los estrategas del PP de Madrid reaccionaron con estupor a esas afirmaciones. A las puertas de las elecciones municipales y autonómicas de mayo, el equipo de Isabel Díaz Ayuso busca su propio camino. Hace ocho años, recordaron sobre la precisión de Casado, Rajoy logró una mayoría absoluta abrumadora. Y luego, apuntaron, consiguió imponerse en otras dos elecciones (2015 y 2016). No hay que buscar tan lejos las razones del desastre en las elecciones generales del pasado domingo.

Hace casi un año, el PP perdió La Moncloa por una moción de censura impulsada por la primera sentencia del caso Gürtel. Ceder el poder activó un terremoto que ha acabado con Rajoy, Soraya Sáenz de Santamaría y María Dolores de Cospedal fuera de la política; con una "desbandada" de electores, en palabras de Aguirre; y con la puerta abierta a que Ciudadanos logre el sorpasso y se consolide como el referente de la derecha.

No hay mejor resumen de la crisis que la huida de dos ediles capitalinos a Vox y del expresidente regional Ángel Garrido a Ciudadanos. Este jueves, en Sol, Casado y Garrido se cruzaron, porque ambos tenían sitio reservado en primera fila para escuchar el discurso de Pedro Rollán, presidente en funciones. No se saludaron. 

"Yo, si Pablo Casado pasa delante y no me quiere saludar, eso se lo tienen que preguntar a él",  dijo Garrido a Telemadrid. "Yo, insisto, a cualquier persona que vea de cualquier partido siempre la saludo porque por encima estamos las personas, por encima de la política".

"No le he visto", objetó Casado al abandonar la recepción, en la que antes criticó a Ciudadanos por fichar al expresidente regional. "El transfuguismo nunca ha sido algo que respetaran ni la sociedad española, ni los medios de comunicación ni los partidos políticos", recordó el lider del PP. "Alentar a que otros miembros de partidos políticos se pasen en mitad de la campaña electoral al tuyo, da buena medida de la regeneración falsa que has intentado enarbolar y sobre todo de la mala situación de captación de talento interno que puedes tener en tu partido. Pedimos juego limpio".

Todo ocurrió en la recepción del día de la Comunidad de Madrid, marcada por la proximidad de las elecciones municipales y autonómicas del 26 de mayo. Queda menos de un mes, y el PP se arriesga a perder el poder en la región por primera vez desde 1995.

Aguirre considera "un error" los calificativos "hirientes" de Casado sobre Abascal

La expresidenta de la Comunidad de Madrid Esperanza Aguirre ha considerado este jueves "un error" los calificativos "hirientes" del presidente del PP, Pablo Casado, al presidente de Vox, Santiago Abascal, en los que aseguraba que debía mucho a su partido, gracias al que había estado cobrando de "fundaciones, chiringuitos y mamandurrias".

"A mí a estas alturas de curso (...) Como decía Churchill: los políticos tenemos que tener la piel de elefante. No me duele nada pero lo considero un error porque muchos de los votantes nuestros habían optado por Vox y se lo estaban replanteando para las municipales y autonómicas", ha señalado la exdirigente, ante los medios de comunicación, en el acto de celebración del Dos de Mayo.

Se trata, para Aguirre, de unos "calificativos hirientes" de los que tampoco está libre Abascal, que les ha llamado "derechita cobarde". "No conducen a nada", ha sostenido.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información