Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Carmena reclama al Prado el retorno del cuadro municipal más valioso

La pinacoteca nacional manifiesta su "tristeza" por la decisión del Ayuntamiento de Madrid

El presidente del Real Patronato del Museo del Prado, José Pedro Pérez-Llorca y la anterior alcaldesa de Madrid, Ana Botella.
El presidente del Real Patronato del Museo del Prado, José Pedro Pérez-Llorca y la anterior alcaldesa de Madrid, Ana Botella.

El Ayuntamiento de Madrid ha decidido no renovar el contrato para la cesión de forma gratuita al Museo del Prado de La Virgen de la leche, de Pedro de Berruguete (1445-1503), que se firmó en 2013 por cinco años. La pinacoteca manifiesta su "tristeza" por la medida y recalca que en estos años la obra de Berruguete, la más valiosa de la colección de arte municipal, estuvo expuesta en una de las salas más importantes del Prado. El acuerdo firmado hace cinco años contemplaba la cesión de ocho obras al Consistorio, que podrán devolverse. La pintura de Berruguete volverá al museo municipal de San Isidro.

El acuerdo firmado en julio de 2013 podía prorrogarse, pero desde el museo explican que "el Ayuntamiento ha comunicado que no quieren renovarlo". "El plazo había finiquitado, y nosotros respetamos la decisión del Ayuntamiento, que es el propietario de la obra. Aunque hubiéramos preferido otra", explica a EL PAÍS un portavoz del Museo del Prado. Aun así, la pinacoteca nacional, uno de los museos más importantes del mundo, no esconde su "tristeza" por la decisión del Consistorio capitalino, dirigido por la alcaldesa, Manuela Carmena, quien también es delegada del Área de Cultura.

'La Virgen de la Leche' de Pedro de Berruguete.
'La Virgen de la Leche' de Pedro de Berruguete.

Los representantes del museo consideran que un cuadro como La Virgen de la leche "merece la categoría que supone estar junto a las obras del pintor en un espacio como es el Museo del Prado". "Estamos muy satisfechos de la cesión en su momento. De lo que supuso la puesta en valor de esta obra. Y desde el punto de vista del museo tenía todo el sentido de que hubiera continuado aquí, con las otras 20 obras que tiene la pinacoteca de Berruguete", reflexionan.

Todavía no hay una fecha concreta para la retirada de la pintura, puesto que dependerá de los técnicos fijar el dispositivo, explica un portavoz del museo. Hasta que esto no ocurra, queda una última esperanza para el museo de que el Consistorio de marcha atrás. "Nunca se sabe", comentan desde el Prado, aunque añaden: "De materializarse, la decisión nos entristece". La obra se encuentra de momento ubicada en la sala 57B, un "lugar preferente" de la pinacoteca, eje principal del paseo del Prado, que el Consistorio espera que la Unesco reconozca como Patrimonio de la Humanidad.

El Ayuntamiento, por su parte, da por cerrada la decisión. "Gracias a las buenas relaciones del Área de Cultura con el Museo del Prado ya se ha cerrado la vuelta de esta importante pieza al museo municipal de San Isidro, que ha renovado su museografía y donde se enriquecerá aun más con la vuelta de La Virgen la leche en julio", explicó este martes una portavoz del Consistorio.

Queda por saber si el Prado vaya a exigir al Ayuntamiento la devolución de las ocho obras que cedió a cambio de La Virgen de la leche. El acuerdo firmado en 2013 así lo establece, aunque desde la pinacoteca nacional señalan que estas decisiones "no son automáticas". El Ayuntamiento afirma que "el Prado no ha solicitado el fin del préstamo".

El presidente del Real Patronato del Museo Nacional del Prado, José Pedro Pérez-Llorca, firmó en 2013 el acuerdo con la entonces alcaldesa de Madrid, Ana Botella. El propio museo señaló que la Virgen de la leche es "una de las obras de mayor calidad de Pedro Berruguete". Pedro Corral, entonces concejal de Cultura del equipo de Botella, argumentó el día de la firma del convenio entre ambas instituciones que "La Virgen de la leche es una obra magnífica". Añadió que la "aportación" del Ayuntamiento se realizó ante la "petición" del Prado, que estaba reordenando sus salas de pintura renacentista.

El acuerdo implicó sumar ocho cuadros a los 40 que el museo ha cedido en estos años al Ayuntamiento de Madrid. El grueso de estas obras se encuentra en el Museo de Historia de Madrid (en la calle de Fuencarral). Entre las obras cedidas en 2013 por la pinacoteca nacional, están el Felipe V, rey de España de Hyacinthe Rigaud; dos cuadros anónimos y dos de Antonio Arias Fernández y Leonardo Alenza Nieto, además de La Virgen de Atocha de Juan Carreño de Miranda. Este último cuadro sustituyó a la Virgen de la leche de Berruguete, que estaba expuesto desde 2008 en el Museo de San Isidro.

Según Corral, ahora edil del grupo municipal del PP, la decisión del gobierno de Carmena es "tan legítima" como la que se tomó en 2013. Aunque recuerda que el acuerdo permitió ampliar a medio centenar las obras del Prado que ahora se exhiben en los museos municipales y que "en ese momento la cesión del cuadro era muy positivo para la proyección de las colecciones del Ayuntamiento". "Actuamos también por patriotismo cultural, si me permite la expresión: enriquecer la primera pinacoteca de España con una obra del patrimonio de los madrileños era un honor", reflexiona el edil.

Una de las mejoras obras de Berruguete

La Virgen de la leche es una de las mejores obras del pintor palentino Pedro Berruguete. La composición refigura a María en el interior de un templete, ofreciendo el pecho a su hijo. Berruguete refigura a la Virgen en un ambiente que recupera elementos arquitectónicos góticos, de acuerdo con el estilo del arte castellano del siglo XV, con influencias del Quattrocento italiano y de la pintura flamenca.

El pintor presenta una obra de un notable verismo, si bien con algunas imperfecciones en el esquema de la perspectiva, de acuerdo con los conocimientos de la época. Berruguete fue un pintor, situado en la transición del estilo gótico a la pintura renacentista. Viajó a Italia (sobre todo a la ciudad de Urbino), donde aprendió el dominio del espacio, la anatomía y naturalidad propios del Renacimiento. Regresó a Castilla, donde pintó La Virgen de la leche.

El Museo del Prado expone una veintena de obras de este artista. Sobre todo óleos sobre tabla, de finales del siglo XV. Entre ellas, se encuentran San Pablo y San Pedro; Dos Reyes Magos; La muerte de san Pedro Mártir; La adoración del sepulcro de san Pedro Mártir; La resurrección de Cristo o La Virgen con el Niño.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram