Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP reduce su dirección regional con la vista puesta en las elecciones

Pablo Casado presidirá el Comité Electoral, lo que refuerza su posible candidatura

Pablo Casado entraba a principios de mayo en la sede del PP para asistir al Comite ejecutivo Nacional.
Pablo Casado entraba a principios de mayo en la sede del PP para asistir al Comite ejecutivo Nacional.

El PP de Madrid busca oxígeno para las elecciones del próximo año. El Comité Ejecutivo Autonómico ha nombrado este lunes una nueva dirección para frenar el retroceso que le pronostican las encuestas tras la dimisión de Cristina Cifuentes hace un mes. Pío García-Escudero reduce la ejecutiva regional a la mitad. Estará integrada por 20 hombres y 12 mujeres que se dividirán en cinco vicesecretarías (desaparece Innovación). Pablo Casado, responsable nacional de Comunicación, presidirá el Comité Electoral, lo que según García-Escudero “es compatible con ser candidato” a pesar de que dos universidades investigan sus estudios.

“Hemos buscado crear un equipo joven, dinámico, con ilusión y preparación. Todo el trabajo estará enfocado a las elecciones de 2019”, ha insistido en la sede del PP el presidente transitorio del partido en Madrid. García-Escudero ha anunciado la nueva estructura del PP madrileño flanqueado por su secretario general, Juan Carlos Vera, ambos designados hace semanas por Mariano Rajoy tras la renuncia de Cifuentes. Les acompañaban los cinco nuevos vicesecretarios: Alfonso Serrano (Organización y Electoral); Antonio González Terol (Territorial); María del Mar Blanco (Estudios y Programas); Ana Camins (Acción Sectorial) e Isabel Díaz Ayuso, cuya nueva responsabilidad al frente de Comunicación y como portavoz se dio a conocer hace dos semanas.

El nuevo equipo del PP en Madrid cuenta con una media de edad de 47 años, que baja hasta los 40 si solo se tienen en cuenta a sus cinco vicesecretarios. “Buscamos juventud y experiencia. Un comité compensado y que se enfrente a las elecciones con garantías”, ha insistido García Escudero. En su opinión, “la eficacia” del PP está probada y ahora, de lo que se trata, es de “mantener la confianza de los madrileños”, para lo que deben “trabajar por todos los rincones” de la región. La nueva dirección tendrá una duración limitada, hasta las elecciones de mayo del próximo año, y nace con “la esperanza de mantener al PP como el partido más votado por los madrileños, algo que ha ocurrido en todos los comicios desde 1989”, ha subrayado García-Escudero.

Ausencia de Taboada

En el nuevo organigrama de dirección no aparecen consejeros porque el PP pretende que se centren en sus responsabilidades de gobierno. Sin embargo, dos de ellos, Carlos Izquierdo (Derechos y Garantías) y Pedro Rollán (Estrategia) presidirán comités y Engracia Hidalgo continuará como tesorera. Una de las ausencias más llamativas es la del senador Jaime González Taboada, que durante el último año, con Cifuentes, había sido coordinador general del PP de Madrid. Tampoco repite el anterior secretario general, Ángel Garrido, ahora convertido en presidente de la Comunidad. En cuanto al poder orgánico se refiere, el diputado regional Alfonso Serrano, de 42 años, se convierte en el número tres del partido en Madrid.

Serrano se encargará del día a día, por lo que tendrá que lidiar con las agrupaciones municipales. Es licenciado en Ciencias Políticas, obtuvo escaño en la Asamblea por primera vez en 2011 y en Génova le valoran positivamente por sus dotes comunicativas. El puesto no es nuevo para él: ya lo ocupó durante un año, durante la gestora que dirigió al partido tras la renuncia de Esperanza Aguirre en febrero de 2016. Con Cifuentes, el portavoz adjunto del grupo parlamentario fue el responsable de Acción Sectorial, un cargo que ahora recae en la diputada regional Ana Camins, de 39 años, que hasta ahora se encargaba de la secretaría sociosanitaria.

González Terol, diputado nacional y alcalde de Boadilla del Monte, se convierte a sus 39 años en responsable territorial. La presidenta de la Fundación Víctimas del Terrorismo y diputada nacional Marimar Blanco, a sus 43, liderará la cartera de Estudios y Programas, donde estará auxiliada por el concejal de la capital Pedro Corral. En el organigrama no estará José Luis Martínez-Almeida, que es miembro nato del comité por ser portavoz del PP en el Ayuntamiento de Madrid. El equipo se reunirá todos los lunes y la encargada de trasladar los acuerdos será Díaz Ayuso, de 39 años. Esta licenciada en Periodismo ha formado parte del núcleo duro de Cifuentes, que el año pasado la promocionó a viceconsejera de Presidencia y Justicia, por lo que tuvo que dejar el escaño.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Más información