Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Altercados en el centro de Barcelona tras la protesta por la detención de Puigdemont

El desalojo de los concentrados frente a la Delegación del Gobierno degenera en disturbios en el centro de la capital catalana

Altercados en el centro de Barcelona tras la protesta por la detención de Puigdemont. VÍDEO: ATLAS

La protesta frente a la Delegación de Gobierno de Cataluña degeneró este domingo por la noche en altercados. Los disturbios se trasladaron de los alrededores de la Delegación del Gobierno en Cataluña al paseo de Gràcia, donde se cruzaron y quemaron varios contenedores en plena vía. Pasadas las 22.00 horas, los Mossos d'Esquadra lograron dispersar los alrededores de la Delegación del Gobierno, tras más de cuatro horas de una tensa concentración convocada por los autodenominados Comités de Defensa de la República (CDR) para protestar por la detención de Puigdemont. La policía autonómica detuvo 9 personas. A última hora, el Sistema de Emergencias Médicas (SEM) informó de que había atendido en total a 98 personas: 90 en las protestas de Barcelona, 22 de los cuales eran Mossos, siete en las de Lleida y uno en Tarragona. Todos los atendidos tenían un pronóstico leve.

Tras varias cargas para mantener el cordón policial, los Mossos han efectuado cargas con el apoyo de furgonetas de los antidisturbios, con lo que han podido dispersar los alrededores del edificio gubernamental. Los manifestantes se han replegado entonces en pequeños grupos en el paseo de Gracia y calles adyacentes, donde los Mossos han cortado el tráfico.

En esa céntrica avenida, así como en vías adyacentes como la calle Valencia, algunos manifestantes han cruzado varios contenedores para impedir el paso de las furgonetas policiales, a las que algunos jóvenes arrojan botellas de vidrio, ante lo que los antidisturbios bajan del vehículo y cargan para dispersar, en escenas que se van repitiendo en toda la avenida. Algunos manifestantes también han cortado la Diagonal, a la altura de paseo de Gràcia, y han quemado algunos contenedores.

Más información