Colau ofrece a ERC aplazar la votación del tranvía hasta el pleno de junio

La alcaldesa de Barcelona busca un acuerdo 'in extremis' para no enterrar su promesa electoral

Imagen de como será la conexión por la Diagonal
Imagen de como será la conexión por la DiagonalATM

Mañana está previsto votar la unión de los tranvías por la Diagonal en el pleno del Ayuntamiento de Barcelona. Es una de las principales promesas electorales de la alcaldesa Ada Colau, que quiere evitar a toda costa enterrarlo. En el otro lado de la partida están los cinco concejales de ERC, que pueden decir más alto, pero no más claro, que votarán que no al protocolo de intenciones (sobre el trazado, la obra y su gestión) que se someterá a votación. Con este panorama, en un intento de salvar los muebles in extremis, Colau ha ofrecido este jueves "un acuerdo político genérico" de apoyo al proyecto al margen del pleno. Si ERC se sumara, el gobierno estaría dispuesto a retirar la votación prevista y aplazarla al 29 de junio. Pero los republicanos han respondido que siguen donde estaban.

Para explicar que el ejecutivo "no tira la toalla" y este último movimiento ha comparecido la teniente de alcalde de Ecología, Urbanismo y Movilidad, Janet Sanz. "No tiramos la toalla para conseguir un acuerdo político que permita hacer realidad el tranvía por la Diagonal". Sanz ha explicado que presentaron ayer el texto del acuerdo a los republicanos. "Determina el posicionamiento", ha afirmado Sanz durante una confusa comparecencia. Para dejar claro que la unión de las dos redes del tranvía es un proyecto "público: la inversión, la financiación y todo el beneficio que genere la explotación del nuevo tramo", en palabras de Sanz.

ERC propone destinar al metro la inversión del tranvía

Hasta tal punto está convencido el grupo municipal de ERC de su negativa al proyecto para unir los tranvías por la Diagonal que este jueves ha propuesto destinar la inversión prevista a las conexiones pendientes en la red del metro. Obras como acabar el tramo central de la L9 o prolongar la L4. En ambos casos líneas explotadas por la empresa pública Transportes Metropolitanos de Barcelona (TMB).

Posteriormente, el consistorio ha facilitado el texto, que resume los compromisos adoptados por el ejecutivo de Colau y pone negro sobre blanco lo más importante: trabajar los detalles acordados y votar de una sola tacada la urbanización del tranvía, su licitación y el convenio con la ATM en el pleno del 29 de junio. El acuerdo repasa cuestiones como que se solicitará a la Autoridad del Transporte Metropolitano (ATM) que apruebe el Estudio Informativo para iniciar los trámites y arrancar el proyecto y su convenio de financiación; ejecutar el tramo entre Glòries y Verdaguer y compromiso de continuar hasta la plaza de Francesc Macià; inversión pública y beneficios añadidos repercutidos en el transporte público; e incremento de la participación pública en el operador Tram.

Pero ERC, sometida a una intensa presión durante la última semana, con estudios, comunicados y encuestas favorables al tranvía, ha dejado claro que sigue donde estaba. "Escuchando los argumentos contradictorios de Janet Sanz nos carga de razones. Ha sido la última escenificación de la campaña de pressing y mañana votaremos no, tal y como habíamos anunciado", han señalado fuentes del grupo municipal. Ante la negativa, hasta ahora el gobierno de Colau ha señalado que si los republicanos acaban votando que no será por electoralismo.

Una de las cuestiones que encallan el proyecto, desde el punto de vista de ERC, es su modelo de gestión. Los republicanos entienden que dar la concesión del tramo de la Diagonal al privado que explota las redes existentes, Tram, es dárselo a una empresa privada. Pero el consistorio responde, y escribe en el acuerdo, que la infraestructura y la construcción serán públicas. Y la gestión también a partir de 2032: hasta entonces, se aumentará la participación pública (de un 5% a un 20%, y los beneficios del pasaje extra irán a la red pública de transporte).

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Sobre la firma

Clara Blanchar

Centrada en la información sobre Barcelona, la política municipal, la ciudad y sus conflictos son su materia prima. Especializada en temas de urbanismo, movilidad, movimientos sociales y vivienda, ha trabajado en las secciones de economía, política y deportes. Es licenciada por la Universidad Autónoma de Barcelona y Máster de Periodismo de EL PAÍS.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS