Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Arrimadas llama a votar en el cierre de campaña: “Nadie se puede quedar en casa”

La candidata de Ciudadanos alerta sobre votar al PSC: "No estamos para jugar a la ruleta rusa"

Inés Arrimadas en el acto de final de campaña, este martes.
Inés Arrimadas en el acto de final de campaña, este martes.

Con la voz afectada por un proceso gripal, Inés Arrimadas ha cerrado este martes la campaña electoral en Nou Barris, el distrito con el nivel de renta más bajo de Barcelona y feudo tradicional del PSC. Por última vez, la candidata de Ciudadanos a la Generalitat llamó a la movilización masiva para desbancar al independentismo. “Nadie se puede quedar en casa. Hay que votar en masa. Va a ir de un puñado de votos. Podemos ganar si vamos a votar”, sintetizó Arrimadas, que planteó dos escenarios para el 21-D: “Alargar el procés en una Cataluña rota y dividida, o empezar una nueva etapa para todos los catalanes”.

Recibida con gritos de “presidenta” en un acto al que acudieron (según el partido) 2.500 personas, Arrimadas lanzó un guiño a los catalanes de origen andaluz en un barrio humilde. “Aquí también se levantó y se escribió la historia de Cataluña (…) La gente ha puesto mucho sudor para que estos señores se carguen a Cataluña”. La candidata alertó frente al voto al PSC al recordar sus pasadas alianzas con Esquerra: “Que nadie se la juegue esta vez, no estamos para jugar a la ruleta rusa”.

Arrimadas aseguró que solo hay un “voto ganador” en las elecciones del jueves y que el “voto naranja es un voto claro, nítido y fiable para que se acabe el procés”. Si Ciudadanos gana, dijo, esa imagen será “útil” para que “el mundo entienda que en Cataluña nunca ha habido una mayoría independentista”. Emocionada, Arrimadas dio las gracias a su marido (“ése sí que me aguanta todos los días el pobre”) y exhibió su intención de ser “la presidenta de las políticas sociales y del seny”. La candidata también repasó las consecuencias económicas del proceso independentista. “Han jugado con nuestro dinero y con nuestros trabajos y amistades”.

El presidente del partido, Albert Rivera, cerró el acto llamando igualmente a la movilización. El 21-D, dijo, debe servir para poner “fin a una etapa” y lamentó que el procés haya intentado romper Cataluña y España. Rivera dio las “gracias a los españoles” por haber ayudado a parar el “golpe a la democracia” y recordó el papel del Rey, Felipe VI, en el proceso soberanista. Rivera llamó a sus votantes a recuperar “la dignidad”. “Hemos pasado años pidiendo perdón por ser españoles y catalanes”.

Rivera también llamó a votar de forma masiva. "Las encuestas dicen que estamos rozando el millón de votos. ¡Vamos a por él!", dijo, y apeló igualmente al voto útil. "Si les falta un motivo para ir a votar, piensen en todo lo que han sentido estos meses: el miedo, el sufrimiento, la humillación... Y piensen en todo lo que hemos conseguido los españoles. Le vamos a decir a todo el mundo que esta vez nos toca ganar a vosotros", cerró el líder del partido naranja como última arenga a los votantes para lograr que se movilicen el jueves.

Más información