Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Expulsado un hombre del Valle de los Caídos por retirar flores de la tumba de Franco

El arqueólogo y profesor de la Complutense reaccionó tras ver a un señor hacer la ofrenda floral y realizar el saludo fascista "ante la indiferencia del personal"

La Cruz de los Caídos, vista desde la hospedería. Ampliar foto
La Cruz de los Caídos, vista desde la hospedería.

El arqueólogo y profesor de la Universidad Complutense de Madrid (UCM) Alfredo González-Ruibal ha publicado un artículo en su blog personal en el que denuncia que el pasado sábado fue expulsado del Valle de los Caídos por retirar un ramo de flores que había sido depositado en la tumba del dictador Francisco Franco. Según relata el arqueólogo vio a "un hombre de entre 60 y 70 años" que dejó un ramo de flores en la tumba del dictador y a continuación hizo el saludo fascista "ante la indiferencia de personal a cargo del monumento, guardias de seguridad y un monje benedictino".

González-Ruibal, que estaba realizando una visita con un grupo de alumnos, procedió a recoger las flores y, según cuenta en el blog, fue interpelado por  "una de las encargadas" del recinto, que le preguntó por qué había retirado la ofrenda". Cuando la empleada le instó a "mostrar respeto" por tratarse "de un lugar de culto"; la tumba de Franco está ubicada dentro de la basílica. El profesor respondió que la exaltación del franquismo era "ilegal". "Si no le gusta esto, ¿entonces para qué viene?", dijo la empleada según el profesor, que dirige las excavaciones de las trincheras de la Guerra Civil en Ciudad Universitaria.

La trabajadora le habló, según González-Rubial, "con excesiva indignación; como si en vez de la tumba de Franco fuera la de un familiar suyo" y acabó llamando a un guardia de seguridad para que le escoltara hacia la salida.

"Un señor realiza una ofrenda floral y un saludo fascista ante la tumba de un dictador, contraviniendo una ley aprobada en sede parlamentaria y vigente a día de hoy; otro señor protesta y retira la ofrenda aduciendo que es un acto ilegal de exaltación franquista. Expulsan al señor que protesta", concluye González-Ruibal en su blog.