Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El futuro partido de Colau bordea la ruptura por discrepar con Podem

Los impulsores de la formación rechazan que los 50.000 inscritos en los círculos voten directamente el nuevo partido

Xavier Domènech y Ada Colau, en un mitin en la campaña electoral del 26-J.
Xavier Domènech y Ada Colau, en un mitin en la campaña electoral del 26-J.

El plan de la alcaldesa Ada Colau de crear un nuevo partido político de la izquierda está bordeando la ruptura al menos por una de sus cuatro patas. Los comunes, la denominación que se utiliza para definir al núcleo de la alcaldesa, más Iniciativa y Esquerra Unida se oponen a la reivindicación de Podem de que los 52.000 inscritos en sus círculos puedan votar la fundación del nuevo partido. Los otros tres socios potenciales quieren que solo emitan su voto quienes se hayan inscrito previamente en la página web de un país en común, la plataforma embrionaria del proyecto. La ejecutiva de la formación morada ha refrendado este mediodía que no renunciará a que sus inscritos voten porque lo consideran consustancial en su ADN.

Podem dio la semana pasada un ultimátum a los comunes que concluía este lunes. Las dos partes no han dejado de negociar de forma intensa pero no han llegado a ningún acuerdo. Con todo, la dirección del partido morado ha ampliado ese ultimátum a este miércoles. A partir de ese momento, transmitirán el estado de la negociación a su militancia para que decida. La ampliación del plazo es un gesto a los comunes para que cambien de opinión. Podem ha dejado claro que no lo hará.

En una conferencia de prensa en la sede de la formación, Ruth Moreta, secretaria de organización, y Noelia Bail, secretaria de feminismos y de coordinación interna, han reclamado que no se pongan trabas a la participación y han insistido en que el sistema de votación de Podemos es modélico. Su reivindicación es que los impulsores de la confluencia accedan a que la base de datos del censo de Podem se conecte con la de Un país en comú. Fue la forma en que, por ejemplo, se votaron las mareas en Galicia. "Es técnicamente factible", ha asegurado Bail. Los comunes han accedido a la votación telemática pero, según Podem, condicionada a que los electores se identifiquen previamente de forma presencial con el DNI. Los comunes tampoco entienden por qué los inscritos en Podem no dan el paso de registrarse en la página web.

Serán las bases las que decidirán si participamos o no", afirman Bail y Moreta

Nuet: "Sería incomprensible no llegar a un acuerdo"

Joan Josep Nuet, líder de EUiA, ha intentado lanzar un mensaje conciliador entre las partes y ha señalado que sería "incomprensible" que no se llegue a un acuerdo para trabajar "juntos" en la asamblea fundacional. Tras recordar que 3.000 personas han participado en el proceso participativo, Nuet ha puesto el acento en el "acuerdo amplísimo" sobre la política que se debe de hacer en Cataluña. "Todos defendemos que cada persona vinculada al nuevo espacio tenga un voto", ha dicho Nuet en un comunicado sin entrar en el núcleo del conflicto sobre el sistema de votación.El diputado también ha defendido el sistema de listas abiertas para elegir a la ejecutiva y, sin citarlo, ha invitado a Podem a presentar si quiere una alternativa. Iniciativa, que también está alineada por completo con Xavier Domènech, pide que en la negociación se coopere y no se compita.

Las discrepancias no se limitan exclusivamente al censo, que es el auténtico caballo de batalla de la negociación al ser Podem la formación más numerosa y de largo en cuanto al número de afiliados (los otros partidos están en torno a las 2.000 militantes). En el fondo, tras el pulso subyace el deseo de Podem de tener una representación proporcional a su fuerza y no limitarse a ser solo actor menor.  Albano Dante Fachin, líder de Podem, rechaza que la futura ejecutiva se consensúe en los despachos a través de un sistema de cuotas. Ahora, los comunes, según Podem, han accedido a que haya listas abiertas. Además de ese punto, los impulsores, según el comunicado de la formación moderada, han rechazado también su propuesta de código ético -la única presentada, que pasa por limitación de mandatos y salarios, renuncia en caso de imputación o el 60% de mujeres en las listas y cargos.

Podem difundirá este miércoles el calendario del proceso de deliberación de la militancia, que concluirá el 20 de marzo. "Serán las bases las que decidirán si participamos o no", afirma Bail y Moreta. La asamblea de fundación del nuevo partido estaba prevista para el 1 y 2 de abril y se ha aplazado al día 8. Fachin asegura que cuenta con el apoyo de Pablo Iglesias, secretario general del partido. El objetivo de Podem es confluir pero no a cualquier precio.