Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Agbar defiende su gestión ante la idea de “remunicipalizar”

Ángel Simón, resalta la “eficiencia” del grupo para dar un servicio de “calidad”

El presidente de Agbar, Ángel Simón, en la conferencia de la Cámara de Comercio.
El presidente de Agbar, Ángel Simón, en la conferencia de la Cámara de Comercio. EFE

El presidente ejecutivo de Agbar, Àngel Simón, defendió ayer la gestión que lleva haciendo el grupo en Barcelona desde hace 150 años ante la idea de que el Ayuntamiento recupere la gestión del servicio, lo cual votó estudiar el pleno el pasado mes de noviembre. En un almuerzo organizado por la Cámara de Comercio de Barcelona, Simón consideró que en ese debate debe primar “lo que es más eficiente” e “interesa a la ciudad”.

“Lo que tenemos que ver es cuál es el servicio de más calidad, de más excelencia, el que necesita una ciudad turística, que está en el mundo y que supongo que quiere seguir siendo una referencia”, sostuvo Simón, quien precisó: “El agua es un servicio municipal. No se puede remunicipalizar lo que ya es un servicio municipal”.

Simón recordó que la factura del agua no refleja solo el servicio que presta Agbar. De hecho, se valió de una factura modelo para explicar que solo el 34% del recibo va a la compañía y explicó que el precio de ese tramo en 2016 se redujo un 2,5%. Ello lo llevó a señalar a otros factores las subidas del recibo que notan los usuarios. La factura, explicó, se desglosa de la siguiente forma: el 34% va a Agbar; el 24%, al Área Metropolitana de Barcelona; el 16%, a la Agencia Catalana del Agua; el 14%, a ATLL; el 7%, a la Agencia Tributaria, y el 5%, al Ayuntamiento de Barcelona.

Simón sostuvo que desde 2010 Agbar solo ha aplicado una subida equivalente a la inflación y recordó que la compañía ha dado ayudas a más de 16.400 familias que no podían pagar el recibo del agua, lo cual ha supuesto una aportación de 5,7 millones a su fondo de solidaridad. En la conferencia, el presidente ejecutivo de Agbar mostró un gráfico que señalaba que el coste de la compra de agua a ATLL se ha incrementado un 112,8% desde 2010 —aunque el grueso de la subida se dio desde 2012—, mientras que el canon del agua se ha incrementado un 28,7% en ese periodo.