Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Valencia, un escenario de película

La Film Office, creada por el Ayuntamiento, triplica las solicitudes de rodaje en la capital

Rodaje de una producción de Bollywood en Valencia.
Rodaje de una producción de Bollywood en Valencia.

El thriller Cien años de perdón, del realizador Daniel Calparsoro, arranca con unos planos aéreos de la ciudad de Valencia. La exitosa My bakery in Brooklyn, una comedia romántica que se desarrollaba en Nueva York, rodó varios planos en la plaza del Ayuntamiento y, más concretamente en el bello edificio de Correos. Más atrás en el tiempo quedan títulos filmados en la ciudad como Don Quijote de la Mancha (1947), de Rafael Gil; El niño que robó un millón (1960), del inglés Charles Crichton, donde aparece la Lonja, la plaza del Ayuntamiento, el barrio del Carme o Marxalenes; Todos a la cárcel (1993), de Luis García Berlanga, o Tranvía a la Malvarrosa (1997), de José Luis García Sánchez

La relación de Valencia con el rodaje de películas no acaba ahí.  La noche que mi madre mató a mi padre se rodó íntegramente en la Comunidad Valenciana, con algunos exteriores reconocibles de la capital valenciana. Y el pasado octubre bastaba pasearse por el casco antiguo de Valencia para tropezar con el rodaje de la comedia Paella Today, cuyo argumento gira en torno a un triángulo amoroso que se desarrolla durante un concurso internacional de paella. 

Por último, el rodaje de la también comedia Mil coses que faria per tu, del catalán Dídac Cervera, hizo una parada el pasado agosto en Valencia. Y la superproducción de Disney Tomorroland también rodó en la Ciudad de las Artes y las Ciencias de Valencia en 2014.

"Valencia tiene unas condiciones excepcionales  para el rodaje de películas por su clima, localizaciones y excelentes profesionales", presumía hace poco la primera teniente de alcalde del Ayuntamiento de Valencia, Sandra Gómez. El Consistorio puso en marcha el año pasado la Film Office con el objetivo de promocionar la capital valenciana como "plató cinematográfico" y "escaparate de la ciudad como destino turístico".

Con el relanzamiento de la oficina, promocionada en la web de Turismo Valencia, Valencia ha triplicado las solicitudes de rodaje en 2016 respecto al año anterior. "Solo a través de esta oficina se han tramitado 163 peticiones para el rodaje de anuncios, largometrajes, programas de televisión, cortos o videoclips", explican desde el departamento de Gómez, responsable del área de desarrollo económico del Ayuntamiento.

El director y reparto de 'Tomorroland' en Valencia. ampliar foto
El director y reparto de 'Tomorroland' en Valencia.

El Gobierno local se propone que Valencia entre en el club de ciudades de cine, a la vez que se intenta apoyar al sector audiovisual valenciano, "duramente castigado por la crisis y el cierre de la Radiotelevisión Autonómica".

La concejalía de Espacio Público, que dirige Carlos Galiana, ha eliminado las tasas de rodaje para promocionar la ciudad y sus espacios singulares entre las productoras cinematográficas porque "generan un impacto económico importante en la capital". También se intenta reducir al mínimo el papeleo para la obtención de permisos de rodaje y ocupación de espacios a través de la Ventanilla Única.

Certámenes especializados

Valencia ha estado o estará presente, de la mano de la Diputación de Valencia y del ente de la Generalitat CulturArts, en certámenes del sector como el European Film Market de Berlín, el Marché du Film o Focus.

La Film Office también tiene previsto un vídeo promocional, campañas en medios de comunicación especializados como The Hollywood Reporter, Variety o The Location Guide, y el apoyo a festivales de cine locales como La Cabina o Valencia Docs.

Al grupo de trabajo creado en torno a la Film Office se han unido, además de la Diputación y CulturArts, la Demarcación de Costas, la Asociación de Productores del Audiovisual Valenciana (PAV) o la Asociación Valenciana de Empresas de Producción Audiovisual y Productores Independientes (AVANT). 

Hasta octubre de 2016, de las 163 peticiones recibidas en la Film Office, se materializaron una de cada tres solicitudes. El propósito a partir de ahora es conseguir que todas se hagan realidad. Entre las que han llegado a término figuran además El Bar, de Alex de la Iglesia, que grabó en unos estudios de Paterna, una producción de Bollywood, o la serie Dr Who, que filmó el segundo episodio de su décima temporada en el complejo diseñado por Santiago Calatrava.

Más información