El COE pone en duda la viabilidad de los Juegos del Mediterráneo

Detecta que la falta de presupuesto del evento es "grave y seria" y amenaza con "tomar decisiones"

Felipe VI y el alcalde de Tarragona con niños que lucen la mascota de los juegos en la camiseta.
Felipe VI y el alcalde de Tarragona con niños que lucen la mascota de los juegos en la camiseta.josep lluis sellart

Nueva inyección de incertidumbre para los Juegos del Mediterráneo Tarragona 2017. Las serias advertencias realizadas por el Comité Olímpico Español (COE), poniendo en duda la viabilidad de la cita deportiva de Tarragona, han supuesto otro revolcón de desánimo para la organización del evento y para la ciudad. A doce meses de la supuesta fecha de inauguración y con varias instalaciones aun pendientes de empezar a construirse, Víctor Sánchez, secretario general del COE, admitió este miércoles que la situación económica y política actual amenaza la celebración de los Juegos Mediterráneos de Tarragona 2017. Tras reunirse en asamblea ordinaria, el COE ha alertado de que Tarragona tiene un déficit de 9 millones de euros en el presupuesto operativo y que está sufriendo serias dificultades para conseguir los ingresos de patrocinio que estaban previstos. "Los que entran lo hacen con escasa aportación, pese a haber sido declarado acontecimiento de especial interés". Ante esta situación, Sánchez ha admitido que el COE no descarta "tomar decisiones de forma inmediata, si fuera necesario". Unas medidas que podrían llegar a paralizar el desarrollo del acontecimiento. La ejecutiva del COE vigila muy de cerca las gestiones que se realizan desde Tarragona porque "la situación es seria, grave y amenaza la celebración de los Juegos", ha reconocido Víctor Sánchez.

Más información

Las declaraciones del secretario general del COE llegan cuando se cumplen dos semanas de la visita del Rey Felipe VI a Tarragona para presidir la ceremonia de presentación de Tarracus, la mascota de los Juegos Mediterráneos Tarragona 2017. La presencia del monarca respondía a una voluntad de dar consistencia y credibilidad a un evento que, en varios de sus detalles, está todavía verde. También el president de la Generalitat, Carles Puigdemont, mostró su compromiso con los "grandes proyectos" de Tarragona en una visita reciente a la ciudad.

Pero, tras el espaldarazo real, llegó el mazazo del COE. No hay tregua que sea duradera para los Juegos. El ayuntamiento de Tarragona celebraba este martes con un comunicado el desbloqueo de las obras de construcción del palacio de deportes. Se trata de un recinto con capacidad para 5.000 espectadores que se presenta como uno de los "equipamientos estrella" de los Juegos y que está proyectado en la zona bautizada como Anillo Olímpico. Semanas atrás, la renuncia, hasta por dos veces, de las empresas constructoras a quien se encargó la construcción del recinto deportivo encendió las alarmas. Más aun cuando entre los motivos alegados para desistir se arguyó la falta material de tiempo. Un encarecimiento del presupuesto inicial, rozando los 15 millones de euros, y una nueva licitación por parte de Infraestructures.cat de la Generalitat, parece haber descongelado el proyecto.

Tras conocer las manifestaciones del COE, el alcalde de Tarragona, Josep Félix Ballesteros, ha admitido la existencia de motivos "para estar inquietos" pero sigue confiado en la celebración de los Juegos.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción