Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Barcelona recuperará los buses de barrio los domingos y festivos

Colau destinará 1,3 millones a reemplazar un servicio que se dejó de prestar en 2012, durante el mandato del ex alcalde Xavier Trias

Barcelona recuperará los buses de barrio los domingos y festivos

Se les conoce a leguas: son pequeños y su numeración siempre pasa de cien. Las 19 líneas del Bus de Barrio, que se implantaron entre 1998 y 2006 para dar servicio a zonas de difícil acceso de Barcelona (porque están en cascos antiguos o en barrios de orografía complicada) volverán a circular los domingos y festivos a partir de septiembre.

El Ayuntamiento destinará 1,3 millones a reemplazar un servicio que se dejó de prestar en 2012, durante el mandato del ex alcalde Xavier Trias y coincidiendo con los recortes presupuestarios. El plan de ajuste de Transports Metropolitans de Barcelona (TMB) provocó que se suprimiese el servicio en un total de 20 líneas en domingos y festivos, es decir, en todas excepto la 111 del barrio del Tibidabo y la 116 del barrio de la Salut.

Salvo en las horas punta, los buses de barrio tienen muy pocos usuarios, son un servicio deficitario pero que ha mejorado notablemente la vida a las personas mayores o que no tienen coche de barrios como Can Baró, El Guinardó, el Turó de la Peira, el Rectoret, Can Caralleu, o el Raval. La concejal de movilidad, Mercedes Vidal, admite que son líneas que tienen pocos usuarios pero las califica de “imprescindibles” para la movilidad de los barrios donde prestan servicio.

Promesa electoral

La recuperación del servicio en festivos de estas líneas era una de las promesas electorales de Barcelona en comú. “El Ayuntamiento apuesta por conseguir una movilidad más sostenible y segura en Barcelona. Los buses de barrio son un elemento más que contribuyen a ampliar la oferta de transporte colectivo en la ciudad, complementándola y cubriendo aquellos trayectos de proximidad”, ha defendido el consistorio.

Los vehículos son minibuses de 6,5 metros o midibuses, de 9,8, todos ellos adaptados a personas con movilidad reducida. Circulan a horas fijas, cada veinte minutos entre semana y cada hora los festivos.