Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Parlament pide reducir un 30% las tasas universitarias el próximo curso

La iniciativa, a raíz de una moción de Cataluña Sí que se Pot, ha sido aprobada por todos los partidos, excepto Junts por el Sí

Manifestación de estudiantes contra los recortes en 2012.
Manifestación de estudiantes contra los recortes en 2012.

El pleno del Parlament ha aprobado este jueves una moción de Cataluña Sí que se Pot (CSQP) que insta el Govern a revertir la fuerte subida del 67% que sufrieron las tasas universitarias en 2012 (y congeladas desde entonces), empezando por una reducción de un 30% de los precios a partir del próximo curso 2016-2017. La iniciativa ha sido aprobada con los votos a favor de todos los grupos menos JxSí, que ha votado en contra porque revertir el sistema de tasas universitarias que el Govern impulsó en la legislatura anterior "pone en peligro" la redistribución de los recursos, ha argumentado el diputado de JxSí y entonces secretario de Universidades , Antoni Castellà.

El que fue responsable de Universidades durante la fuerte subida del 2012 ha alertado que bajar las tasas supondría poner fin al sistema de becas Equitat, que subvenciona el precio a los alumnos con menos recursos. El fondo de estas becas se llena con el dinero recaudado por las matrículas. "Gracias a las tasas, hasta 6.500 estudiantes han visto reducido a la mitad el precio gracias a las rentas más altas", cosa que dejará de pasar si se pone fin al sistema de tasas, ha añadido Castellà.

Los rectores de las universidades públicas catalanas y la Generalitat pactaron este fuerte aumento de tasas como medida compensatoria ante el duro tijeretazo que el Govern catalán hizo en su aportación a los campus. De hecho, la moción de CSQP insta también a recuperar la inversión de la Generalitat en las universidades anterior al 2011, antes de los recortes. En este punto, Junts por el Sí también se ha quedado solo y la petición se ha aprobado con el apoyo del resto de partidos.

Otras propuestas que se han aprobado por unanimidad ha sido acabar con la situación de precariedad del personal universitario, como por ejemplo los profesores asociados, los doctorandos o postdoctorands, así como equiparar las familias monoparentales con las numerosas en cuanto a bonificaciones en las tasas. También ha salido adelante (con el apoyo de todos los grupos, excepto el PP) la petición de incluir las fundaciones de universidades privadas y consorcios de la Universitat Politècnica de Catalunya a la red de campus públicos.