Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

De cabeza por una obra del Maestro de Cabestany

La Generalitat persigue comprar una escultura de mármol del XII de la portada de Sant Pere de Rodes tras reclamarla el MNAC y el Museo de Arte de Girona

La obra del Maestro de Cabestany que quiere adquirir la Generalitat.
La obra del Maestro de Cabestany que quiere adquirir la Generalitat.

La Generalitat persigue la compra de una cabeza de mármol de doce centímetros de altura, una pequeña joya del románico considerada una obra maestra, como todo lo que creó en el siglo XII el llamado Maestro de Cabestany, en este caso para la portada de la iglesia del monasterio de Sant Pere de Rodes (Girona). La portada, datada en 1160 tras el encargó el conde de Empúries, estuvo en pie hasta que fue destruida y mutilada en el siglo XVIII por los habitantes de los pueblos de alrededor que no dudaron en llevarse las piedras para construir sus casas, como se aprecia en algunos de los dinteles de las puertas del municipio de Selva de Mar.

Muchas de las piezas de esta impresionante portada acabaron en manos de museos y coleccionistas. Como la cabeza que está a la venta en la galería Mercè Ros de Madrid —la misma que recuperó el único retrato de Felipe IV pintado por Rubens en 1628—, tal y como puede verse en su página web y como se comprobó en el estand que instaló a finales de noviembre en Feriarte de Madrid.

La Generalitat quiere comprarla porque al menos dos museos catalanes, como son el Museo Nacional de Arte de Catalunya (MNAC) y el Museo de Arte de Girona (MAG), se la disputan y la quieren ver en sus vitrinas; el MNAC porque, aunque parezca increíble, no dispone de ninguna obra este autor y el MAG, porque, aunque cuenta con otras piezas atribuidas al Maestro de Cabestany, quiere tener mejor representado el trabajo en su demarcación de este destacado escultor medieval.

La pieza podría tener un valor entre 50.000 y 90.000 euros, según algunos especialistas

Pero en realidad la pieza no está a la venta. “Los propietarios han aceptado un periodo de unos meses tras el interés de una institución en adquirirla. Por lo tanto, está reservada, no a la venta, y hasta que no pase este plazo de tiempo no se sabrá si se adquiere o sigue a la venta”, asegura Ros, sin mencionar que institución es la interesada. Tampoco el precio de esta joya, aunque varios expertos barajan que su valor oscila entre los 50.000 y los 90.000 euros.

Sin embargo, Joan Pluma, director general de Patrimonio Cultural de la Generalitat, no deja dudas tras reconocer que ha sido esta administración la que se ha interesado por la obra y ha entrado en contacto con la galería y los dueños de la pieza para hacerse con ella. “Existe interés en adquirir la cabeza del Maestro de Cabestany, pero hasta principio de año no podemos hacerlo por un tema económico. Por eso hemos pedido esperar al nuevo año, momento en que nos sentaremos a discutir el precio y si finalmente se puede adquirir”, explica.

Desde el MNAC reconocen también el interés por la pieza, pero se limitan a asegurar que han elaborado un informe a Patrimonio para que la adquiera, sin entrar en más detalles. También la directora del MAG de Girona Carme Clusellas reconoce que la quiere para su centro, pero explica que lo principal es que esta pieza “de excepcional calidad” se adquiera y “que luego se verá donde se expone” o si “habrá que pactar una alternancia entre los dos museos”, consciente de la fuerza del MNAC, el primer museo catalán.

Las cuatro cabezas del Maestro de Cabestany, durante la exposición que celebró el MNAC en 2014 'Ex Ungue Leonem'. ampliar foto
Las cuatro cabezas del Maestro de Cabestany, durante la exposición que celebró el MNAC en 2014 'Ex Ungue Leonem'.

El interés por adquirir la pieza es anterior incluso de la exposición Ex Ungue Leonem que pudo verse en el MNAC entre abril y septiembre de 2014, que comisarió Jordi Camps y que reunió a cuatro cabecitas creadas en el siglo XII por este singular escultor que realiza rostros geométricos, ojos enormes y oblicuos de gran fuerza expresiva que remiten a la tradición y técnica romana. Entonces se vio la cabeza en venta, junto a tres de sus hermanas: una conservada en los fondos del MAG, que ingresó tras la donación de Joaquim Cusí en 1992; otra que se conserva en la reserva del Fitzwilliam Museum de Cambridge desde los sesenta y la que está en manos del coleccionista Oleguer Armengol.

No hay acuerdo sobre quién fue el Maestro de Cabestany. Para algunos un monje benedictino originario de Toulouse; para otros un italiano de la localidad toscana de Prato, que con su pequeño taller viajó realizando pequeñas obras, diferentes del resto de los conjuntos. Incluso algunos, como Xavier Barral dudan de su existencia y aseguran que: “La historia vinculada con el maestro de Cabestany es solo un montaje intelectual del siglo”.

Gaudí, Picasso, Dalí y Pere Torné Esquius

'Interior rojo', pintada en 1913 por Pere Torné Esquius que podrá verse en el MNAC en la exposición que prepara esta museo sobre este pintor.
'Interior rojo', pintada en 1913 por Pere Torné Esquius que podrá verse en el MNAC en la exposición que prepara esta museo sobre este pintor.

Mercè Ros se estrenó en Feriarte con un ‘pelotazo’: el retrato de Felipe IV de Rubens, a la espera de que la compre el Estado ejerciendo su derecho de tanteo. Pero Ros, que abrió galería en Madrid en mayo, vende otras obras de gran interés, como son una tabla del siglo XV de Pere Garcia de Benavarri, una cerámica de Gaudí, dibujos de Picasso y Dalí, una escultura de Miquel Blay y la pequeña obra Interior rojo, pintada en 1913 por Pere Torné Esquius. Según Ros, los comisarios de la exposición que prepara el MNAC para recuperar a este misterioso pintor de interiores solitarios la han pedido y se verá pronto en el museo de Montjuïc.