Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Educación retira las alabanzas a Aguirre de los libros de Primaria

Los servicios de Inspección Educativa dan la razón a las quejas de las asociaciones de padres y la editorial cambiará los textos a las familias que lo soliciten

Cifuentes y Aguirre, en un acto del PP en Alcorcón el pasado 25 de octubre
Cifuentes y Aguirre, en un acto del PP en Alcorcón el pasado 25 de octubre

El nombre de Esperanza Aguirre, del PP, será eliminado de los libros escolares de Madrid. La Consejería de Educación del Gobierno de Cristina Cifuentes, también del PP, ha dado la razón a la Federación de Asociaciones de Padres de Alumnos Giner de los Ríos y ha pedido a la editorial McMillan Edelvives “mejorar” un libro de texto de Ciencias Sociales de Primaria que ensalzaba la figura de la expresidenta. La Inspección Educativa acepta las quejas de los padres que también denunciaron que los ejemplares solo mencionaban a ministros del PP.

El dictamen de la Consejería de Educación, fechado el pasado 11 de noviembre con la firma del subdirector de Inspección Educativa, José Maximino García González, estima algunas de las quejas presentadas por la federación de asociaciones de padres de alumnos. Estos aludían al “panegírico que se realiza de doña Esperanza Aguirre” en el texto de primaria de la editorial Mc Millan Edelvives Social Science. El libro destacaba el alto porcentaje de votos que alcanzó la presidenta del PP de Madrid en las elecciones e, incluso, su apuesta por la construcción de hospitales y escuelas dentro de un apartado que titula la “España de hoy”.

La protesta de los padres del alumnado de colegios públicos incidía, además, en que esa redacción formaba parte del “texto que debe aprenderse [obligatoriamente], al estar inserto en un cuadro destacado para lograr ese propósito”.

La expresidenta, como José Bonaparte y la Puerta de Alcalá

La página 94 del polémico volumen dirigido a alumnos bilingües de sexto de Primaria de la editorial McMillan Edelvives incluía tres recuadros para resumir la historia de España. El primero de ellos, España Moderna I, se ilustraba con una foto de José Bonaparte; en el segundo, España Moderna II, aparecía la Puerta de Alcalá; y en el tercero, España Hoy, una foto de la expresidenta de la Comunidad de Madrid Esperanza Aguirre ante un atril.

España Hoy era el epígrafe bajo el que aparecía el siguiente texto: “Esperanza Aguirre, presidenta del Partido Popular en Madrid desde 2004, es una figura clave en política. Fue la primera mujer presidenta del Senado y ministra de Educación y ocupó cargos muy relevantes en su carrera. Antes de ser presidenta de Madrid fue senadora con 1,5 millones de votos, estableciendo un récord en el porcentaje de votos recibidos por una persona. Durante su mandato como presidenta de Madrid construyó ocho hospitales y ochenta escuelas, muchas de ellas, bilingües”.

Por eso, según el dictamen, la Consejería de Educación pide a la editorial “la posibilidad de mejorar su contenido teniendo en cuenta el alumnado al que va dirigido, realizando la presentación de las figuras históricas desde su dimensión pública creativa literaria y científica”.

Otro de los puntos que la asociación Giner de los Rios exigía modificar tiene que ver con un ejercicio que pide ordenar cronológicamente a ministros de Educación de Gobiernos españoles y en el que solo se incluían dirigentes del Partido Popular. La inspección educativa del Gobierno de Cifuentes reclama en este caso a la editorial “mejorar la coherencia cronológica del ejercicio presentado”. Según figura en el dictamen de Educación, esas instrucciones ya le fueron comunicadas a la editorial y McMillan Edelvives se comprometió a seguirlas en una reunión con técnicos de la Inspección Educativa.

En cambio, el informe sostiene que el libro se ajusta a la realidad cuando hace referencias a la Segunda República y la dictadura de Franco sin “contenidos contrarios al respeto a los principios, valores, libertades, derechos y deberes constitucionales así como a los valores y principios recogidos en la Ley Orgánica de Educación”.

Un texto nuevo ya listo

Desde el 27 de octubre está lista una nueva versión del libro en la que se han sustituido las polémicas referencias a Aguirre por un apartado sobre la Organización Mundial de la Salud. Además, se ha modificado la ordenación cronológica de los ministros de Educación. Según consta en el dictamen del Gobierno de Cifuentes, los equipos de profesores de los colegios públicos de Madrid informarán ahora a las familias que presentaron esas quejas de que tienen a su disposición una nueva edición ya corregida.

Fuentes conocedoras de la negociación mantenida entre la editorial y la Consejería de Educación aseguran a EL PAÍS que el cambio de los libros a los alumnos que lo soliciten será sufragado por Mc Millan Edelvives. Para el próximo curso 2016-2017, la partida de volúmenes que incluía las referencias a Aguirre ya no se repartirá en los colegios.

La denuncia de la Asociación Giner de los Ríos se presentó el pasado 21 de septiembre de 2015 y llevaba la firma de su presidente, José Luis Pazos. Cuando la cadena Ser adelantó la información sobre la denuncia, la responsable de la McMillan Edelvives Marta Martínez aseguró que su editorial “diseña sus contenidos en base a los currículos oficiales, que no tiene ningún interés político y que su objetivo es que los niños aprendan y no aleccionarles”. Martínez explicó también que, “caiga mejor o peor, Esperanza Aguirre ha sido presidenta de la Comunidad de Madrid y que lo que pone en el texto es cierto”.

Tras reunirse tanto con los técnicos de la Subdirección General de Inspección Educativa de la Comunidad de Madrid como con los padres de la Asociación Giner de los Ríos, la misma ejecutiva de la compañía se comprometió a hacer los cambios en los libros, que la editorial culminó el pasado 27 de septiembre.Según el informe de Educación, las correcciones ya tienen el visto bueno de la Comunidad, que las considera “oportunas”.

Los padres de los alumnos de los colegios públicos habían pedido al Gobierno de Cifuentes la retirada de todos los libros de texto —cuya elección compete a cada centro—, pero esta medida la descarta Educación. El dictamen también establece en su punto séptimo que “leído el texto no se observa tratamiento parcial ni inconstitucional de los periodos históricos, en concreto de la república, la Guerra Civil y el régimen de Franco, al que el volumen siempre denomina ‘dictadura”.