Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una avería obliga a FGC a revisar cinco trenes que estrenó en diciembre

El fabricante Alstom inspecciona los convoyes después de que uno de ellos perdiera una pieza

Ferrocarrils de la Generalitat (FGC)  se ha visto obligado a revisar el estado de cinco trenes estrenados el pasado mes de diciembre después de que uno de ellos se estropeara ayer por la tarde entre las estaciones de Provença y Gràcia. El convoy se paró de forma automática tras perder una pieza que protege el eje que une las ruedas del tren. Fuentes del comité de empresa de la compañía aseguran que se trata de la pinza del cilindro de freno.

La operadora ferroviaria de la Generalitat decidió activar la garantía de los trenes y obligó al fabricante Alstom a revisar los cinco coches que le había entregado, según ha avanzado este mediodía Ràdio Barcelona. Fruto de esas inspecciones se ha comprobado que la misma pieza sufría problemas de fabricación en otros convoyes. .

Según han explicado fuentes de FGC, dos trenes ya habrían pasado durante la jornada de hoy la revisión oportuna y habrían vuelto a circular. Los otros tres trenes de la misma serie, la 114, pasarán por los talleres el sábado como muy tarde. Cuatro de esos cinco trenes cubren el servicio de la línea de Tibidabo, junto a otros trenes de series anteriores. El quinto está habitualmente en reserva por si alguno se avería.