Pozuelo paraliza un McDonald's al que se oponía una urbanización de lujo

Los vecinos de Somosaguas Centro llevaban dos meses protestando por las obras

Las obras de construcción del McDonald's enfrente de la urbanización de alta gama Somosaguas Centro.
Las obras de construcción del McDonald's enfrente de la urbanización de alta gama Somosaguas Centro.Jaime Villanueva

Los vecinos de la urbanización de lujo Somosaguas Centro (Pozuelo de Alarcón) han conseguido paralizar la construcción de un McDonald's enfrente de sus viviendas. Tras varios meses de protestas y un recurso de reposición, el Ayuntamiento ha accedido y ha suspendido “cautelarmente las obras mientras se estudia el expediente”. Los propietarios del terreno creen que esta situación es un “atropello” y confían en que se resuelva “favorablemente” para ellos cuanto antes.

Más información

El gigante estadounidense de las hamburguesas ha sido recibido en Somosaguas Centro con grandes pancartas de “McDonald's no”. Los vecinos de esta urbanización, donde se iniciaron las obras para construir el restaurante, llevan desde julio protestando: el McDonald's iba a suponer un grave perjuicio para la calidad de vida de los residentes. Tras presentar un recurso en el Ayuntamiento de Pozuelo de Alarcón y una petición de suspensión de las obras, el viernes a las ocho de la tarde conseguían su objetivo: las obras quedaban paralizadas temporalmente.

El Ayuntamiento decidió suspender la construcción “cautelarmente” a la espera de que se resuelva el recurso de reposición interpuesto por los vecinos. “En este momento se está estudiando el recurso por parte de los servicios técnicos municipales, mientras tanto, y como se hace habitualmente, se han paralizado las obras”, explicaron fuentes municipales. Para el portavoz del grupo Ciudadanos Pozuelo, Miguel Ángel Bezal, la suspensión de una obra no es “lo frecuente”, sino que supone “un paso importante y decisivo que demuestra que pudo haber una laguna o un incumplimiento de la norma al dar la licencia”.

El propio Consistorio reconoció en la notificación que envío el viernes a los vecinos y a los propietarios del terreno que había “una duda razonable” de que la licencia hubiera sido concedida “erróneamente”.

Terreno para uso público

La parcela en la que se sitúa el McDonald's estaba destinada a un uso público y social, pero el restaurante iba como edificio adjunto a una policlínica —de mayor extensión— que sí cumplía esta dotación, por lo que la licencia de construcción fue concedida a la Sociedad Invertradis SL el 22 de mayo. Los vecinos reclaman desde entonces que la actividad del restaurante iba a “superar en mucho” a la del centro médico y que se trata de un fraude de ley. Invertradis respondió a los vecinos que “estaban presumiendo un incumplimiento de la norma”.

Tras conocer la suspensión de las obras, Martín Gómez, uno de los dueños de la empresa, manifestó su confianza en el Consistorio para que resuelva esta situación “favorablemente” cuanto antes: “No contemplamos que se revoque la licencia porque ha sido otorgada conforme a derecho”. Gómez, que confesó a EL PAÍS el “acoso brutal” al que le habían sometido los vecinos de Somosaguas durante todo el verano, explicó que están preparando un recurso de reposición para acelerar el proceso y no vivir más con la incertidumbre.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50