Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
ENRIC MORERA / PRESIDENTE DE LAS CORTES VALENCIANAS

“RTVV no se podrá liquidar”

El presidente del Parlamento apuesta por una plataforma ciudadana para las elecciones generales apoyada por Compromís, Podemos, Esquerra Unida y otros colectivos locales

El presidente de las Cortes Valencianas, Enric Morera, durante la entrevista.
El presidente de las Cortes Valencianas, Enric Morera, durante la entrevista.

Enric Morera (Oliva, 1964) tiene dos fotos del Rey Felipe VI en su despacho. Las que heredó de sus predecesores en el cargo y que no ha movido de sitio. De carácter conciliador, Morera es uno de los artífices de haber llevado el Bloc Nacionalista Valencià, partido del que es secretario general, a aguas abiertas y de haber consolidado el proyecto de Coalició Compromís. Desde su atalaya en el Parlamento, este abogado y empresario esgrime su valencianismo sin ambages. Se muestra dispuesto a remar cuanto sea necesario para que al Consell de coalición entre socialistas y Compromís le vaya bien, pero no rehúye ningún debate, ni siquiera el de Ràdio Televisió Valenciana. Sobre el proceso abierto en Cataluña, Morera se define sin titubeos: aboga porque Cataluña siga dentro de una España donde todos se sientan confortables.

Pregunta. Ha asumido la presidencia de un Parlamento con la imagen deteriorada por los escándalos de corrupción ¿Qué hará para cambiar esa percepción?

Respuesta. Hemos empezado por constituir una Mesa de las Cortes plural en la que están representados todos los grupos parlamentarios. Y estamos de acuerdo en subir el nivel del parlamentarismo. Queremos mayor conexión con la sociedad civil, mejorar la transparencia y hacer mucho con austeridad.

P. ¿Cree que es necesario reformar el reglamento?

R. En la pasada legislatura se hicieron mejoras, pero vivimos nuevos tiempos. Esta no puede ser una Cámara cerrada. Hay diversas iniciativas para mejorar el reglamento. Será uno de los objetivos de esta legislatura.

P. ¿Destacaría alguna prioridad?

R. Me gustaría que se pudiese articular una participación más directa de la sociedad civil, incluso en las sesiones plenarias

El presidente de la Generalitat tiene más responsabilidad que el de las Cortes y debería de tener mejor remuneración.

P. Las comisiones de Asuntos Europeos, Igualdad y Mujer y RTVV fueron suprimidas por el PP. ¿Se van a producir recuperar estas comisiones?

R. Forma parte de la reforma del reglamento, pero es urgente poner en marcha las comisiones parlamentarias de RTVV, Igualdad y una Oficina Antifraude, que están en l’Acord del Botànic (firmado por el PSPV, Compromís y Podemos).

P. ¿Aunque en el caso de la Oficina Antifraude las competencias sean del Consell?

R. Se está hablando con el consejero de Transparencia. Orgánicamente, funcionalmente, podría estar adscrita a una consejería , pero la dirección de esa oficina podría ser de ámbito parlamentario.

P. Se ha criticado a los diputados porque iban a tener un Iphone 6. Decisión que luego se rectificó. ¿Qué medios necesitan los parlamentarios para realizar bien su trabajo?

R. Han de tener medios como cualquier servidor público: un despacho, un teléfono y un ordenador para hacer bien su trabajo. No son privilegios ni lujos.

Los diputados han de tener medios como cualquier servidor público: despacho, teléfono y ordenador. No son privilegios ni lujos.

P. Hay diputados que se quejan de que todavía no tienen ordenador.

R. El esfuerzo de los grupos parlamentarios y de la Mesa de las Cortes ha producido un notable ahorro en aparcamientos, autopista, teléfonos y las asignaciones a los propios grupos. Se optó por el modelo más económico de teléfono móvil que pudiese cumplir con las funciones de una Administración electrónica porque supone un mayor ahorro y operatividad. En el caso de los ordenadores se ha convocado un concurso de renting y eso tardará un poco más. En todo caso, los diputados tienen una zona wi-fi en sus grupos parlamentarios y tienen ordenadores. Los portátiles son instrumentos de trabajo que se devolverán al acabar el mandato.

P. El presidente de las Cortes cobra más que el presidente de la Generalitat. ¿Cobra usted poco o el jefe del Consell debe cobrar más?

R. El presidente de la Generalitat tiene más responsabilidad que el de las Cortes y debería de tener mejor remuneración. Esta es una irregularidad que viene del pasado y que habrá que corregir en los próximos presupuestos.

Enric Morera en el hemiciclo de las Cortes Valencianas.
Enric Morera en el hemiciclo de las Cortes Valencianas.

P. ¿Ha llegado el momento de que los partidos hagan un ejercicio de honestidad y transparencia en la cuestión de los sueldos?

R. Creo que sí. Creo que hay condiciones para que eso se produzca. Esta legislatura ha de ser la del consenso porque hemos de buscar elementos que nos permitan avanzar en acuerdos amplios que en el pasado, por las mayorías absolutas, se han ido dinamitando. La democracia no es barata, pero lo que es caro es la mala política. Necesitamos debates estratégicos, sobre la falta de agua, sobre el paro juvenil, sobre la Unión Europea, que hemos de afrontar con la máxima unidad como valencianos.

P. En época de vacas gordas, las Cortes realizaron plenos itinerantes. ¿Se recuperarán?

R. Más que hacer plenos en otros lugares, planteamos poner de relevancia determinados valores. Por ejemplo, en el inicio del curso escolar, en visitas a entidades como los bancos de alimentos o a quienes luchan contra los incendios forestales. Se trata de hacerse visible mediante declaraciones institucionales o apoyando cuestiones que nos parecen muy dignas.

P. Usted tiene una visión privilegiada de la actuación del Gobierno valenciano. ¿Cómo valora los primeros pasos que se han dado?

El anticatalanismo ha sido un mal negocio para los valencianos

R. Tenemos un Gobierno que no tiene mayoría parlamentaria y que hereda una situación financiera y económica gravísima. Se ha hecho un Gobierno de una manera rápida y positiva, no en compartimentos estancos. Errores habrá, pero lo que observo es una gran voluntad de hacer nuevas políticas. Las urgencias son muy grandes, pero hay que dar un margen y esperar a que comparezcan los consejeros.

P. Su partido, el Bloc, que integra Coalició Compromís, ha centrado algunas de las principales críticas de la oposición por su ideología nacionalista. ¿Le preocupa?

R. Nosotros trabajamos en clave de Compromís y dentro de la coalición planteamos que era conveniente tener la competencia de Educación, Cultura y Deporte y eso se ha cumplido. Nos vemos legitimados para mejorar la educación. Estamos satisfechos e implicados en la gobernabilidad. A partir de ahí constatamos que las viejas polémicas, estériles, que nos llevaron a dividir a los valencianos, impulsadas por la derecha más reaccionaria han vuelto. No vamos a entrar en polémicas estériles que solo dividen a los valencianos.

P. ¿Cómo va a influir el proceso catalán en la política valenciana?

R. El anticatalanismo ha sido un mal negocio para los valencianos y el aznarismo, como expresión de la uniformización del Estado, ha sido un mal negocio para España. En vez de buscar aproximaciones y soluciones estamos en una dinámica centrífuga tanto por parte del Gobierno de España como por parte del Gobierno de Cataluña. Eso no nos interesa a los valencianos, nuestra misión es tender puentes y buscar una segunda transición donde puedan participar todos. La deriva centralista y, en algún caso, de involución democrática de la derecha española es muy preocupante porque parten del no reconocimiento de la plurinacionalidad del Estado.

Es urgente poner en marcha las comisiones parlamentarias de RTVV, Igualdad y una Oficina Antifraude,

P. Entiendo que usted es partidario de mantener la unidad del Estado

R. Sí en un proceso de construcción de la Unión Europea que otorga un papel a las regiones. El Estado se ha de reformar a fondo para encajar la realidad existente. Eso es la segunda transición y los valencianos hemos de tener un papel importante en ese escenario.

P. Se ha planteado una posible coalición electoral con Podemos en las próximas elecciones generales. ¿Con qué condiciones aceptaría la propuesta?

R.  Yo sería partidario de articular un espacio confluencia ciudadana, amplio, que no excluya a nadie, protagonizado por la sociedad civil y que pudiera ser la primera fuerza política valenciana. Ahí puede participar Compromís, Podemos y otras formaciones políticas. Hemos de saber innovar en la política y ahora es un error perderse en denominaciones. Es una idea novedosa. Más allá de una coalición electoral, se trata de poner las bases de una candidatura valenciana que sea útil en ese cambio de gobernabilidad, Ha de ser un espacio progresista, de reconocimiento de la plurinacionalidad del Estado, con una visión muy europeísta y que nos permita cambiar España.

Soy partidario de articular un espacio confluencia ciudadana, amplio, que no excluya a nadie y que pueda ser la primera fuerza valenciana.

P. ¿El referente de su propuesta serían las mareas ciudadanas?

R. En Galicia se está produciendo el mismo debate. El protagonismo es de los ciudadanos y los partidos ayudamos.

P. Pero normalmente esas propuestas cuentan con un liderazgo fuerte

R. En el caso valenciano tenemos a Joan Baldoví (diputado de Compromís en el Congreso), que está muy valorado en la política española y que ha hecho un gran trabajo. Tenemos los liderazgos de Podemos, de Esquerra Unida, de candidaturas locales. Esos liderazgos han de converger en torno a un programa, unas ideas y unos objetivos claros de progreso y de cambio. Eso se puede traducir en un grupo parlamentario de 10 o 12 personas que, con un bloque de 150 diputados del PP y Ciudadanos y otro de 150 del PSOE y Podemos, pueda jugar un papel muy importante. Yo iría más allá de una coalición electoral de ámbito valenciano. Las organizaciones políticas somos instrumentos de valores y personas. Que la vanguardia sea ciudadana.

Los trabajadores de RTVV ya presentaron un ERE pactado de reducción de plantilla. Es un gesto en la buena dirección

P. Usted se comprometió en campaña electoral con la reapertura de Ràdio Televisió Valenciana (RTVV) ¿Qué le parecen las indecisiones que se están produciendo?

R. La situación es complicada porque el intento del PP de liquidar RTVV sin consenso nos ha colocado en una extrema dificultad. El Consell se ha puesto como una prioridad la recuperación de la televisión pública, ha nombrado un comisionado y las Cortes crearán una comisión parlamentaria. Creo que la reunión convocada (por Podemos) el lunes día 7 para escuchar a todos los actores implicados es acertada, sea la Unió de Periodistes, sea el comité de empresa de RTVV, sean los productores o los grupos parlamentarios. A partir de ahí es evidente que RTVV SAU no se podrá liquidar y cuanto antes se sepa mejor.

P. ¿Por qué?

R. Porque el Gobierno estaría obligado, como avalista, a pagar los más de 800 millones de euros de las sucesivas ampliaciones de capital que se han realizado en el pasado y ese dinero no se tiene. Y también porque las repercusiones de las demandas laborales serían tan gravosas que lo mejor es buscar un consenso que pueda articular intereses diversos. Encontrar soluciones no será fácil porque todos tendrán que hacer renuncias. Lo más inteligente es buscar un acuerdo con los trabajadores, que ya presentaron un ERE pactado de reducción de plantilla. Es un gesto que va en la buena dirección porque después de dos años mucha gente habrá rehecho su vida y podemos ir a una plantilla redimensionada. Quiero que haya una solución y lo más sensato es buscar consensos en sede parlamentaria.