_
_
_
_

Los accidentes laborales crecieron el 4,5% en 2014

Los sindicatos atribuyen el aumento a la precariedad en los nuevos empleos

Los accidentes laborales aumentaron en 2014 en Cataluña y rompieron una década de tendencia a la baja. El año pasado se produjeron 3.126 por cada 100.000 asalariados frente a los 2.991 de 2013, lo que supone una subida del 4,5%, según los datos del Departamento de Empresa. Los sindicatos achacan este incremento a la precariedad mientras que la patronal Fomento del Trabajo considera que aún es muy pronto para valorar este “ligero repunte”.

En números globales, en 2014 se registraron 77.298 accidentes con baja médica frente a los 72.772 de 2013, un 6,22% más. De estos, 57 fueron mortales, siete más que el año anterior. Por sectores, la construcción tuvo el mayor índice de incidencia (6.402 por cada 100.000 asalariados), seguida de la industria (4.448), la agricultura (4.190) y los servicios (2.647).

CC OO calificó esta subida de “preocupante” en un informe presentado ayer, en el que denuncia que este detrimento en la seguridad laboral explica “las consecuencias de la falta de prevención y el impacto de las políticas de austeridad de las reformas laborales”. La responsable de Salud Laboral del sindicato, Loly Fernández, relacionó la entrada en vigor de la reforma laboral en 2012 con el cambio de tendencia: "Aumentar las exigencias de trabajo respecto al tiempo, la exposición a riesgos ergonómicos, incrementar la flexibilidad horaria y las inseguridades en las condiciones de trabajo y futuro... Todo esto afecta en la salud".

El director de la oficina de prevención de riesgos laborales de Fomento del Trabajo, César Sánchez, negó que la tendencia a la baja haya cambiado: “Pese al repunte, aún estamos por debajo de los datos de 2011”. La patronal considera “aventurado” buscar las causas del repunte antes de que hayan pasado un par de ejercicios y rechaza que se deba a la precariedad laboral. “Durante los siete años de crisis los accidentes siguieron disminuyendo. Entre las condiciones de trabajo de 2013 y 2014 no ha habido diferencias tan significativas como para atribuirles esta caída”, afirmó Sánchez.

Para el secretario política sindical de UGT, Camil Ros, la recuperación que vivió el mercado laboral en 2014 fue precisamente uno de los factores principales: "Es justamente cuando empieza a haber nueva contratación y lo primero que pasa es que se crea empleo de mala calidad".

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_