Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Salud estudia tres casos de posibles prácticas irregulares en Barnaclínic

Inspectores piden al centro datos sobre el acceso, público o privado, de tres pacientes

La Inspección del Departamento de Salud investiga tres casos de presuntas irregularidades en Barnaclínic, el brazo privado del hospital Clínic, de titularidad pública. La investigación iniciada por Salud a instancias del Parlament ha encontrado, según confirmó ayer el consejero Boi Ruiz,  "tres pacientes cuya procedencia de origen no está clara". La inspección del Departamento pretende dar respuesta a las sospechas de oposición y actores sociales, que denuncian el traspaso de pacientes del Clínic a su centro privado, con el que comparte profesionales e instalaciones.

El consejero restó ayer importancia a estos tres casos sobre el total de ingresos investigados (470 pacientes al año). "Hay tres casos sobre los que hemos pedido justificación. Son cosas que creemos que nos faltan", apuntó Ruiz. El titular de Salud explicó que la inspección iniciada por su departamento no está cerrada y por ahora consta de un primer análisis de solicitud de información. "Una parte es más administrativa, que no tiene más trascendencia. Y la que tiene más importancia es saber si se ha producido algún caso en el que yo entro por la atención pública y me dicen que pase a la privada para que me atiendan en menos tiempo", señaló el consejero.

"Hay tres casos en los que me falta una documentación que justifique una cosa u otra. Solo hay eso", zanjó. Ruiz insistió en que no hay ninguna denuncia particular sobre este motivo y recordó que no puede frenar la actividad de Barnaclínic, tal y como le exigía una moción del Parlament, porque es una empresa y se rige por una normativa y unos procedimientos que no se puede saltar. La clínica privada del Clínic ha sido denunciada también por la patronal de los hospitales privados, ACES, por competencia desleal.