Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Feijóo calla tras la condena a Dorado por blanquear cuando eran amigos

El presidente de la Xunta obvia la nueva sentencia contra el narcotraficante y se remite a sus explicaciones de 2013

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, rechazó ayer responder sobre los viajes que realizó en los noventa con el narcotraficante Marcial Dorado después de que se haya conocido una sentencia de la Audiencia Nacional que condena a este último por blanqueo de dinero en el extranjero durante aquellos años. Feijóo se remitió a las explicaciones sobre su relación con Dorado que dio en el Parlamento de Galicia en abril de 2013, cuando EL PAÍS reveló la amistad que ambos habían mantenido, intervención en la que el presidente admitió haber viajado con él en varias ocasiones y en la que negó conocer sus actividades delictivas.

Ayer, en la rueda de prensa posterior a la reunión semanal de su Gobierno, a Feijóo se le pidió una valoración de la reciente sentencia de la Audiencia Nacional y se le preguntó si, tras conocerla, sospecha que Dorado pudiera haber aprovechado alguno de los viajes en su compañía para blanquear dinero. Su respuesta fue evasiva: “Comprendo el interés de determinados medios y del PSOE en relación a este asunto; creo que ayer [por el miércoles] hubo una pregunta que fue respondida y yo respondí a todas las preguntas que me formularon, de forma directa y voluntariamente, en la comparecencia en el Parlamento de Galicia”, se limitó a decir.

Sin embargo, cuando Feijóo compareció hace dos años en el Parlamento para dar explicaciones sobre su relación con Dorado no se conocía la reciente sentencia. Y quien compareció el miércoles en la Cámara fue su vicepresidente, Alfonso Rueda, interpelado por los socialistas por las investigaciones de la justicia sobre la presunta financiación ilegal del PP por parte de altos cargos del Gobierno gallego. Fue en ese debate cuando la socialista Marisol Soneira volvió a mostrar las imágenes de Feijóo en los yates de Dorado y preguntó si el presidente es una persona “simplísima” que no se enteraba de lo que hacía su amigo. Nada contestó Rueda sobre ello.

Frente al silencio de Feijóo sobre su relación con Dorado, el presidente se explayó en la rueda de prensa de ayer en elogiar la intervención de Mariano Rajoy en el debate sobre el estado de la nación así como en asegurar que este año la economía de Galicia crecerá un 2%. Esa previsión la ofreció Feijóo en respuesta al error cometido por la Xunta en su estimación para el pasado año. Según el dato oficial del Instituto Nacional de Estadística conocido ayer, en 2014 la economía española creció un 1,4% pero la gallega apenas un 0,4%, pese a que en su última revisión pública, en octubre, la Xunta preveía un aumento del 0,9%. Feijóo justificó el error de sus estimaciones previas en el estancamiento de la automoción y el sector naval en un año en el que se agotaron los proyectos previos de ambos sectores pero a la espera de que en este ejercicio se concreten nuevas producciones. Ayer mismo Juan Carlos Escotet, máximo responsable de Abanca, estimó que el PIB de España aumentará en 2015 un 2,7% o un 2,8% y el de Galicia “un poco menos”.