Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La construcción de vivienda vuelve a crecer tras siete años de caídas

Los arquitectos dicen que la situación del sector sigue siendo "insostenible"

La construcción de vivienda dio el año pasado el portazo a siete años de caídas consecutivas al cerrar el ejercicio de 2014 con un aumento del 51%. El porcentaje es lo de menos, porque es consecuencia de unas cifras de mínimos que situaron las casas visadas en 4.376. Los datos del Colegio Oficial de Arquitectos de Cataluña (COAC) señalan un cambio de tendencia quizás porque en 2013 se tocó fondo pero que no son suficientes para los arquitectos, que consideran que la desaparición de la construcción de la economía española es muy superior a la de otros países europeos. "La situación del sector sigue siendo insostenible", afirma el decano del colegio, Lluís Comeron.

Como en otros termómetros de la economía, el cambio de tendencia en la edificación se empezó a vislumbrar en los últimos meses de 2013 y se afianzó en el segundo semestre de 2014. La construcción de viviendas continúa lejos, muy lejos, del promedio de 50.000 viviendas visadas de los últimos 25 años, situación que, según Comerón, tardará en recuperarse entre diez y quince años si se sigue al ritmo actual.

Igual que la proyección de vivienda nueva sucede con el resto de la edificación, que el año pasado creció un 7,5%, hasta los 2,28 millones de metros cuadrados, pero que continúa muy lejos del punto más alto del sector, en 2006, con 23,89 millones de metros cuadrados y la burbuja a punto de explotar. Comeron ha subrayado este mediodía que desde aquellas fechas se ha destruido el 90% de la actividad y, con ella, la inhabilitación de conocimiento acumulado en el sector y el cierre de despachos de arquitectos.

Esa caída es la causante de que la construcción represente en España apenas un 6% del PIB, mientras que en otros países europeos se encuentra en torno al 10%. Se disparan las alarmas de existencia de burbuja cuando el porcentaje supera el 15% del producto interior bruto. "Es una clara anormalidad", ha sentenciado Comeron.

Desde que estalló la crisis el volumen de superficie visada de vivienda y de otro tipo de edificación se ha mantenido a la par. La construcción de edificios en el último año, excluida la vivienda, va acorde con la actividad economía. La inversión de la industria ha caído y ha dejado en primer lugar a la construcción de establecimientos hoteleros, siguiendo las pautas del auge de, turismo.

Tras ofrecer los datos de edificación del pasado año, Comeron ha llamado a tomar medidas para "normalizar" la situación de la edificación como punto de partida para mejorar una recuperación global de la economía. El Colegio insiste en impulsar el crédito disponible para efectuar operaciones y emprender modificaciones fiscales que permitan reducir el impacto del IVA y del impuesto de Bienes Inmuebles sobre la actividad.