Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los accesos viarios al Puerto de Barcelona estarán listos en 2018

Pastor pone la primera piedra sin desvelar cuando se aprobará el acceso ferroviario

El consejero de Territorio, Santi Vila, habla con la ministra de Fomento.
El consejero de Territorio, Santi Vila, habla con la ministra de Fomento.

Bajo un molesto chirimiri y sobre un terreno acabado de asfaltar, la ministra de Fomento, Ana Pastor, ha puesto esta tarde la primera piedra de los nuevos accesos viarios del Puerto de Barcelona, una obra que llega al menos dos años tarde y que no estará finalizada hasta 2018. Pese a esos retrasos, tanto el alcalde de Barcelona, Xavier Trias, como el consejero de Territorio, Santi Vila, han agradecido al ministerio el esfuerzo realizado para desencallar el proyecto, vital para acabar con los embotellamientos que se producen cada mañana --intensificados en los días de lluvia-- en la entrada y la salida del puerto a través de la Ronda Litoral.

Las complejas obras costarán en torno a los 117 millones de euros, una cifra que se elevará hasta los 142 millones de euros si se tiene en cuenta también el coste de redacción del proyecto, el importe estimado de las expropiaciones y a la asistencia técnica.

Si bien el acto oficial de hoy pone inicio a las obras de los accesos viarios, ministerio y Generalitat continúan sin acordar el proyecto definitivo de los accesos ferroviarios, que siguen acumulando retrasos, pese al preacuerdo existente. Este se basa en que los accesos definitivos pasen por vías de Adif y de Ferrocarrils de la Generalitat (FGC), compatibilidad que está complicando el acuerdo. Inicialmente estaba previsto que la Autoridad Portuaria de Barcelona asumiera la mitad de la obra.