las ayudas sociales a los inmigrantes

SOS Racismo reclama a De Andrés una indemnización de 79.000 euros por daños

La ONG presenta una demanda de conciliación contra el diputado general de Álava por un delito de injurias y calumnias

El portavoz de SOS Racismo de Alava, Fede García, ha presentado hoy una demanda de conciliación contra el diputado general de Álava, Javier de Andrés (PP), por un delito de injurias y calumnias, en la que le reclama 79.296 euros por los daños ocasionados al acusar de "fraude" a esta plataforma.

La demanda de conciliación, paso previo a una querella criminal, ha sido presentada ante el Juzgado de Primera Instancia de Vitoria después de que el pasado día 16 Javier de Andrés dijera que el empadronamiento "ficticio" de 1.252 inmigrantes a cargo de SOS Racismo puede haber costado al erario público 13 millones de euros al año por el pago de prestaciones sociales.

El portavoz de esta plataforma anunció hace semanas, después de unas primeras declaraciones del diputado general de Alava sobre este asunto, que se querellaría contra De Andrés si no rectificaba en un plazo de quince días.

En un comunicado, García ha dicho que el diputado general de Álava "no solo no ha rectificado sus declaraciones y acusaciones de fraude masivo en las ayudas sociales contra SOS Racismo de Alava, sino que se ha ratificado en las mismas". Por ello, esta mañana ha formalizado una demanda para la celebración de un acto de conciliación, que de no prosperar, daría paso a una querella criminal contra el diputado general de Álava.

Asimismo, ha anunciado que informará a la Comisión de Derechos Humanos del Consejo de Europa de las declaraciones del alcalde de Vitoria, el también popular Javier Maroto, y del diputado general de Alava sobre los inmigrantes y las ayudas sociales "para que adopten las medidas que crean convenientes, a la vista de los efectos" que estas palabras "están provocando en la población vitoriana".

La querella contra De Andrés se unirá a la denuncia que el pasado 18 de julio presentó SOS Racismo de Álava contra el alcalde de Vitoria por haber afirmado que algunos inmigrantes, sobre todo argelinos y marroquíes, "viven principalmente de las ayudas sociales y no tienen ningún interés en trabajar o integrarse".

En el texto de la demanda de conciliación, García pide a De Andrés que se excuse con los mismos medios con los que se efectuaron las calumnias y las injurias. También le reclama que deje de divulgar por cualquier medio "las tergiversaciones falsarias e interesadas" que está haciendo sobre SOS Racismo de Álava y el empadronamiento de inmigrantes. Le exige asimismo que le indemnice con 79.296 euros, la cantidad correspondiente al sueldo anual del alcalde de Vitoria, por los daños ocasionados, para dedicarlo al pago de campañas de sensibilización por los derechos sociales.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50