Besteiro impone subidas salariales en tres contratas de la Diputación

40 trabajadoras de limpieza se benefician de las nuevas “cláusulas sociales”

José Ramón Gómez Besteiro (en el centro) con las trabajadoras del servicio de limpieza.
José Ramón Gómez Besteiro (en el centro) con las trabajadoras del servicio de limpieza.ELISEO TRIGO (EFE)

Un total de 40 limpiadoras que emplearán tres empresas de Lugo para llevar la limpieza de los 16 edificios propiedad de la Diputación Provincial son las primeras trabajadoras que se acogen a las “cláusulas sociales” que impone ese organismo a las empresas con las que contrata. El presidente provincial y secretario general del PSdeG, José Ramón Gómez Besteiro, quiso hace patente una de las banderas que enarbola para desmarcarse de la reforma laboral del Gobierno de Rajoy presentando ayer en la sede de la Diputación los nuevos contratos con las empresas de limpieza, que incluyen ocho de estas cláusulas sociales.

Los requisitos para contratar establecidos por la Diputación de Lugo se traducen en incrementos salariales de entre 62 y 374 euros, facilidades para recibir anticipos del 90% del salario cualquier día del mes, jornada laboral de 39 horas semanales, 20 minutos de descanso diario, así como permisos de 11 días por asuntos propios y de 18 por matrimonio. Las empresas otorgarán tres días libres por nacimiento de un hijo y pondrán en marcha un banco de tiempo recuperable de 96 horas anuales para flexibilizar el horario de trabajo.

Las trabajadoras, presentes en la rueda de prensa junto a Besteiro, no escatimaron elogios a la Diputación de Lugo, pionera en Galicia en este tipo de contratos. Todo fueron agradecimientos y alabanzas. “Blindar vuestros puestos de trabajo y derechos laborales, manteniendo 40 empleos estables y de calidad, y mejorar vuestras condiciones salariales y sociales", resumía Besteiro ante las beneficiarias, muchas de ellas desbordadas por el carácter público del acto. Además de la incorporación de las cláusulas sociales, que serán de obligado cumplimiento en otros contratos que suscriba el organismo provincias, la Diputación garantiza la subrogación de todos los empleos cuando cambie la empresa que desempeña el servicio, “con unas condiciones laborales que mejoran el convenio provincial del sector de la limpieza”. “Por culpa de la reforma laboral del Gobierno central, las empresas pueden hacer un nuevo convenio que se descuelga del convenio provincial del sector de la limpieza. Esto significaría: no subrogar al personal, despedirlo para contratar otro nuevo, bajar los sueldos, reducir los permisos o incluso aumentar la jornada laboral. Es decir, empeorar las condiciones”, destacó Besteiro. Los contratos tienen una vigencia de cuatro años, con dos más de prórroga, y las tres empresas, en caso de incumplir las condiciones laborales mínimas, perderán la concesión.

“Todo esto empezó porque la empresa que llevaba la seguridad de los edificios provinciales se saltó las reglas del convenio colectivo”, comenta Araceli Núñez, secretaria de la Federación de Servicios Públicos de UGT. Núñez fue una de las que acaudilló las principales reivindicaciones en la huelga de casi dos meses del servicio de basura en la ciudad de Lugo. La sindicalista pide que a esta iniciativa se sumen “todas las administraciones” y no pasa por alto que eso mismo correspondería al Ayuntamiento de Lugo, gobernado también por los socialistas, al que espolea para que aplique el modelo cuando venza el contrato municipal con la empresa concesionaria del servicio de la limpieza, en 2017, para evitar conflictos como el que mantuvo en vilo a la ciudad durante buena parte del verano.

Besteiro anunció que además se van a “blindar los empleos” del servicio provincial de seguridad, la conservación de la red viaria, del Centro de Atención al Usuario y del llamado gobierno inteligente, que en total suman unos 160 trabajadores.

Por otra parte, Besteiro, en su condición de líder del PSdeG, criticó ayer el anuncio de Podemos de que no se presentará a las elecciones municipales. “De esas elecciones salen las administraciones más cercanas a los ciudadanos. Y en la política hay que estar los 365 días del año, no cuando nos interesa o nos conviene”, reprochó el máximo dirigente de los socialistas gallegos.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50