El Orfeó Català elige hoy a su junta en un clima de tensión

La candidatura alternativa a Carulla anuncia su retirada

Tensión hasta el último momento. La asamblea del Orfeó Català, la entidad propietaria del Palau de la Música, escogerá hoy a su nueva junta directiva tras una campaña electoral marcada por las descalificaciones y acusaciones de la candidatura presidida por Pau Duran a la anterior junta directiva de Mariona Carulla y a la mesa electoral que ha presidido las elecciones. Se da la paradoja que los candidatos son personas vinculadas a la etapa de Felix Millet: Duran fue tesorero y Carulla vicepresidenta de esta institución durante 15 años.

El último capítulo se vivió ayer, cuando Socis de l’Orfeó, la candidatura de Duran pidió que se invalidara todo el proceso por “estar viciado” y, horas después, anunció que se retiraba de las elecciones. Entre los motivos: “La continuada parcialidad de la mesa electoral con injerencias de la junta directiva en funciones en favor de la otra candidatura”.

La respuesta no se hizo esperar y los cuatro miembros de la mesa electoral, tras defender su imparcialidad, rechazar las acusaciones “sin pruebas” que han colocado a la mesa en “primera línea de fuego”, remarcaron que ninguna de las listas ha recibido trato de favor, acusando a Duran de torpedear el proceso desde el primer momento. “Ninguno de los argumentos esgrimidos justifican la anulación del proceso”, aseguró Jaume Martí, presidente de la mesa electoral que “en beneficio de los principios democráticos que deben regir todo proceso electoral”, pidió que reconsideran su renuncia, dándole de plazo hasta las 18,25 horas, cinco minutos antes de comenzar la votación.

Marc Canals, otro de los miembros de la mesa, rebatió una a una las acusaciones de Duran sobre la negativa a entregar el censo de los socios, no facilitar papeletas de voto o prohibir repartir propaganda electoral durante alguno de los conciertos. También defendió a la mesa de las acusaciones de favorecer a la candidatura de Carulla en el envío de la propaganda electoral frente a la de Duran, asegurando que la presentaron tarde, incluso después de que prorrogarse el plazo a petición de ellos. “Cuando la entregaron era un panfleto y un despropósito”, aseguró Canals. Sobre el voto por correo, otro de los puntos que criticaba la lista de Duran, Canals afirmó que se ha hecho un registro exhaustivo y que han sido depositados en una urna sellada la semana pasada en presencia de ambos candidatos. “De paciencia y buena voluntad hemos tenido mucha”, ha remachado.

Al final del acto, celebrado en el propio Palau, aseguraron que en el caso de no confirmar por escrito el ofrecimiento de reconsideración, la Mesa “aceptará de forma irrevocable la retirada de su candidatura”, por lo que solo optaría a la presidencia del Orfeó la lista encabezada por Carulla, presidenta hasta el mes de junio, cuando comenzó el proceso electoral. “En este caso, los votos que vayan a la candidatura de Duran serán contabilizados como nulos”, aclaró Martí. Con posterioridad, la candidatura presidida por Carulla emitió un comunicado en el que animaba a votar hoy y aseguraba que la decisión de no presentarse de sus oponentes es “irresponsable e irrespetuosa” incluso para los socios que habían depositado en ellos su confianza. “Eso demuestra que Duran no estima ni el Orfeó ni el Palau, por que no le importa manchar su imagen, sino que la ha utilizado para su propia promoción personal”.

Los convocados hoy son 1.225 socios, los que tienen más de dos años de antigüedad.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Sobre la firma

José Ángel Montañés

Redactor de Cultura de EL PAÍS en Cataluña, donde hace el seguimiento de los temas de Arte y Patrimonio. Es licenciado en Prehistoria e Historia Antigua y diplomado en Restauración de Bienes Culturales y autor de libros como 'El niño secreto de los Dalí', publicado en 2020.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS