Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Fallece el escultor Silvestre de Edeta

Una de sus obras más conocidas en Valencia es la fuente al Río Turia en la plaza de la Virgen

El Ayuntamiento de Llíria ha declarado tres días de luto oficial por el fallecimiento del escultor

El escultor Silvestre de Edeta ha fallecido a la edad de 104 años.
El escultor Silvestre de Edeta ha fallecido a la edad de 104 años. EUROPA PRESS

El escultor valenciano Silvestre de Edeta (Llíria, 1911) ha fallecido a los 104 años, según han confirmado fuentes del Ayuntamiento de Valencia, ciudad que le declaró Hijo Adoptivo en 2009. El artista tiene repartidas por Valencia varias obras escultóricas, pero la más conocida de todas es la fuente de la plaza de la Mare de Déu, un homenaje al río Túria y a sus acequias. 

Hijo de agricultores, se inició en el dibujo de forma autodidacta prosiguiendo con el aprendizaje de la escultura en el taller de lápidas y de esculturas de panteones que un tío suyo tenía.

De Edeta ingresó en la Escuela Superior de Bellas Artes en Valencia, en San Carlos, donde obtuvo el título de profesor de dibujo. Escultor prolífico, en la ciudad de Valencia hay destacadas obras realizadas por él, entre las que figuran Santa Teresa de Chornet, en la plaza Santa Mónica o la fuente al Río Turia ubicada en la plaza de la Mare de Déu.

El Ayuntamiento de Llíria ha declarado tres días de luto oficial por el fallecimiento del escultor, declarado hijo predilecto de la ciudad, donde tiene una calle con su nombre y un museo con una selección de su obra. Tras conocer el fallecimiento, el alcalde de Llíria, Manuel Izquierdo, ha trasladado, en nombre de la ciudad, a los familiares del artista su más sentido pésame.

El regidor ha manifestado que "el mundo de las Bellas Artes pierde un gran referente y por ello Llíria debe estar agradecida a Silvestre de Edeta por la difusión que ha hecho de nuestra ciudad con su magnífico trabajo y la generosidad que ha tenido al donar parte de su obra al municipio".

Silvestre de Edeta, lo largo de su extensa y fructífera trayectoria artística, ha cosechado numerosos premios y reconocimientos, ha dejado trabajos escultóricos para la posteridad en calles, plazas y edificios de toda España y ha desarrollado una gran labor didáctica.

La Generalitat valenciana ha lamentado, a través de un comunicado, el fallecimiento del escultor, profesor y dibujante valenciano y se ha sumado "a la dolorosa pérdida", al tiempo que ha trasladado sus condolencias a la familia.

La teniente de alcalde y delegada de Cultura del Ayuntamiento de la capital, Mayrén Beneyto, ha lamentado la muerte del artista, nombrado Hijo Adoptivo de la Ciudad de Valencia en el año 2009, cuando ya había cumplido cien años.

La concejala ha resaltado, también a través de un comunicado, que Edeta era "una magnífica persona y un extraordinario creador, además del decano de los artistas valencianos, con una personalidad muy especial reflejada en su arte, y que podemos admirar en las calles de nuestra ciudad".

Beneyto ha resaltado que Silvestre de Edeta, que hubiese cumplido 105 años el próximo 31 de agosto, "fue el último artista de una gran generación, al cual debemos estar siempre agradecidos por todos los años de trabajo que le ha dado a la ciudad de Valencia, y por compartir su ilusión y su arte con todos nosotros".

El Consell Valencià de Cultura ha enviado sus condolencias a la familia y ha delegado en su miembro, también escultor, Vicente Ferrero, para que represente a la institución en el funeral del artista.

Cercano al impresionismo

Además de nombrarlo Hijo Adoptivo en 2009, el Ayuntamiento de Valencia concedió el Premio Senyera en el año 1963 a este creador, cuyos dibujos están cercanos al impresionismo francés y al primer cubismo. Su escultura, por otra parte, presenta muchas similitudes con el arte del Renacimiento, mientras que sus terracotas tienen influencias del arte griego.

Silvestre de Edeta participó en la exposición colectiva Cien años de pintura y escultura 1909-2099, organizada por el Ayuntamiento en el Museo de la Ciudad en el año 2009, aunque ya antes, en 2001, había protagonizado una exposición individual bajo el título Esculturas y relieves en sala de exposiciones del Almudín.

En octubre de 2008, a los 99 años de edad, expuso en el Atrio de los Bambús del Palau de la Música una retrospectiva de su obra y su amplia trayectoria artística bajo el título "Materia escultórica". Su última muestra en una sala municipal fue en 2013, cuando la Asociación Arte en Red presentó La Dona: homenaje a Silvestre de Edeta, en las Atarazanas.