El Retiro y el Paseo del Prado aspiran a ser Patrimonio Mundial de la Unesco

Botella presenta la candidatura, que no se dirimirá al menos hasta 2016

El Ayuntamiento de Madrid ha presentado esta mañana la candidatura del Sitio del Retiro y el Prado para que sea declarado a partir de 2015 Patrimonio Mundial por la UNESCO. La iniciativa, encabezada por la alcaldesa, Ana Botella (PP), cuenta con el respaldo unánime de la oposición (PSM, IU y UPyD).

La zona en cuestión comprende 203 hectáreas en el corazón de la ciudad, fundamentalmente el parque del Retiro y el paseo del Prado; no sólo el área ha sido declarada Bien de Interés Cultural por la Comunidad, sino que incluye 23 monumentos que cuentan también con ese reconocimiento.

Destacan en este conjunto patrimonial los tres grandes museos del conocido como Paseo del Arte: el Prado, el Thyssen-Bornemisza y el Reina Sofía; pero también se incluye la Puerta de Alcalá, el Jardín Botánico, la Real Academia Española, el Observatorio Astronómico o el Palacio de Cibeles, sede del gobierno local.

La solicitud ha sido presentada en colaboración con la Comunidad de Madrid (PP), atendiendo, según Botella, a los criterios que acreditan el valor excepcional de la zona: constituye un mosaico extraordinario de elementos paisajísticos y arquitectónicos que se remonta a su constitución como Real Sitio en 1630; ejemplifica la evolución del urbanismo a lo largo de varios periodos históricos, manteniendo su carácter monumental; y “fue un escenario esencial en la cultura universal del Siglo de Oro español”.

“Estamos seguros de que si nuestra propuesta es aceptada será un gran beneficio para todos”, señaló la alcaldesa, resaltado que Madrid no tiene aún ningún elemento reconocido como patrimonio mundial por la UNESCO.

“Contribuiremos a la mejor conservación del patrimonio, a la concienciación ciudadana de su importancia histórica y cultural, y a su puesta en valor ante la comunidad internacional”, añadió.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

La viceconsejera regional de Turismo y Cultura, Carmen González, remarcó la “andadura ilusionante y esperanzadora” que iniciaba esta candidatura.

En cualquier caso, será primero el Consejo Nacional de Patrimonio, en el que están representadas todas las comunidades autónomas, el que decida si se incluye el conjunto en el listado español, a partir de lo cuál será ya potestad de la UNESCO reconocerlo a nivel internacional.

En la actualidad, en la lista de esta organización de Naciones Unidas (que se remonta a 1972) hay más de un millar de lugares; España es el tercer país en número de monumentos reconocidos.

La propuesta fue presentada a la Comunidad de Madrid y al Ministerio de Cultura (PP) en marzo; en octubre se reunirá el Consejo Nacional de Patrimonio para estudiar si se incluye en su lista.

Una vez forme parte de ella durante al menos un año, podrá ser tomado en consideración por la UNESCO. Entre tanto, se preparará el expediente correspondiente para tramitar la candidatura.

El portavoz municipal socialista, Jaime Lissavetzky, recalcó que la iniciativa es “buena para Madrid y para la historia”, pero pidió al PP que la “complete” con la reforma prometida por el exalcalde Alberto Ruiz-Gallardón para el eje Prado-Recoletos. En el acto participaron el portavoz de UPyD, David Ortega, y la edil de IU Milagros Hernández.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS