Lores considera “improcedente” dedicar el Día das Letras a Filgueira Valverde

El alcalde de Pontevedra subraya que el elegido tuvo "una alta actividad en el franquismo desde casi todas las responsabilidades"

El alcalde de Pontevedra, Miguel Anxo Fernández Lores, ha criticado hoy sin reparo la concesión del Día das Letras Galegas de 2015 a Xosé Filgueira Valverde, que fue regidor de la ciudad entre 1959 y 1968. La decisión de la Real Academia Galega (RAG) es “improcedente”, según Lores, que ha lamentado que alguien tan alineado con la dictadura haya recibido la distinción.

“Filgueira Valverde tuvo una alta actividad dentro del franquismo desde prácticamente todas las responsabilidades y no nos parece la persona más indicada para dedicarle las Letras”, ha criticado el regidor nacionalista, que duda de que el honor “sea conveniente” para la propia figura del intelectual.

“La no unanimidad ya indica algo al respecto”, ha comentado sobre la decisión de la RAG. “Había personas con más méritos, desde Carvalho Calero hasta Manuel María o las otras propuestas. Creo que fue un error y no estamos de acuerdo”, ha insistido.

La decisión podría enturbiar la dulce relación entre la Academia y el Ayuntamiento, afianzada durante el mandato de Xosé Luis Méndez Ferrín. La celebración del centenario de Xoán Manuel Pintos o la ceremonia de ingreso en la institución de Fina Casalderrey fueron ejemplos de esta sintonía que ahora parece peligrar, a tenor de las palabras de Lores. “Institucionalmente hablaremos en su momento de cómo podemos colaborar o no. Pero el nombramiento genera polémica y no está justificado”, ha remachado.

El alcalde pontevedrés tuvo también reproches para la decisión del Tribunal Superior de Xustiza de anular la modificación en 2012 del complemento de productividad de los trabajadores municipales para compensar la supresión de la paga extra de Navidad de ese año. “Es curioso que se haga un recurso única y exclusivamente para Pontevedra”, criticó, tras recordar que otros municipios tomaron decisiones similares. “Está claro que hay una persecución política a este Ayuntamiento por decir lo que piensa todo el mundo. Nosotros lo hicimos con luz y taquígrafos y eso parece ser que se castiga, igual que se castiga a Ana y Tamara [las trabajadoras pendientes del indulto tras ser condenadas a tres años por estar presentes en una protesta sindical en 2010]”.

Respecto a las críticas del PSOE local, con quien los nacionalistas gobiernan en coalición, que lamentó que el alcalde no se quedase “callado” y aplicase aquel complemento discretamente, replicó que rechaza “ocultar decisiones tomadas políticamente por unanimidad” y afeó a los socialistas “coincidir cada vez más con el PP”.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50