Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Pedro Sánchez recibe el respaldo de dirigentes y cargos del PSC

El candidato a liderar el PSOE también tiene el apoyo de alcaldes andaluces

Pedro Sánchez, en el centro, junto al alcalde de Viladecans, Carlos Ruiz.
Pedro Sánchez, en el centro, junto al alcalde de Viladecans, Carlos Ruiz.

El PSC proclama que mantiene su neutralidad en las primarias del PSOE y es cierto que ningún dirigente se ha decantado en público por alguno de los cuatro candidatos que se postulan para las las elecciones primarias del próximo 13 de julio. También es verdad que las agrupaciones y federaciones más importantes han organizado reuniones con todos los aspirantes y ayer visitaron esas sedes Pedro Sánchez y Alberto Sotillos, después de que la semana pasada lo hicieran Eduardo Madina y José Antonio Pérez Tapias.

Pero la aparente neutralidad del partido que ahora gobierna una comisión gestora no ha impedido que diversos cuadros y cargos públicos hayan formado una plataforma de apoyo a Pedro Sánchez. Le consideran “un candidato cercano y con la ilusión que hace falta para reconstruir el espacio socialista” y el que “más ha reivindicado el trabajo en el giro federal del PSOE” según Carlos Ruiz, alcalde de Viladecans (Barcelona), un feudo socialista.

Sánchez ha negado este miércoles que fuera el candidato del PSC. “Me han puesto todas las etiquetas posibles. Soy un candidato humilde que cuenta con el apoyo de los militantes de base desde que hace ocho meses empecé este camino”, dijo en Barcelona. “No tengo ninguna atadura, me siento libre”, insistió Sánchez, al tiempo que proponía un cambio del partido en profundidad “sin choques traumáticos”.

Entre los apoyos que tiene Sánchez se cuentan los diputados en el Congreso Joan Canongia, Joan Rangel, Isabel López y Carlos Corcuera, así como alcaldes y concejales del área metropolitana de Barcelona y primeros secretarios del PSC en esas ciudades. Pese al hundimiento electoral de los socialistas, en esas zonas consiguieron aguantar el tirón en las europeas del 25 de mayo. Hasta ahora, ningún otro candidato ha aglutinado sus apoyos en una plataforma, aunque a Madina también le apoyan parte de cargos públicos y cuadros del PSC. Entre ellos, varios diputados en el Congreso y el Parlamento catalán.

La pasada semana, Sánchez logró el apoyo de alcaldes del PSOE andaluz, la federación más fuerte y que será decisiva para la elección del futuro secretario general.

En un desayuno informal, Sánchez ha reclamado que Cataluña tenga “un trato fiscal especial” y que la "singularidad de la nación catalana" sea reconocida con un “federalismo asimétrico”, pero ha aclarado que no es partidario de la celebración de una consulta legal y pactada como defienden los socialistas catalanes. Para ello, dijo, es necesaria una “reforma amplia y profunda” de la Constitución que piensa proponer a Artur Mas y Mariano Rajoy si se hace con el liderazgo del PSOE. Su propuesta fue replicada horas después por Eduardo Madina, quien ha invocado la Declaración de Granada, que para el socialista vasco es un punto de consenso que ha de respetarse “si queremos pedir a otros que respeten la Constitución”.

Sánchez, por el contrario, considera aquella declaración “un punto de partida, no un punto final” y se deshizo en elogios al PSC, por haber actuado “como vanguardia” para que el PSOE asumiera el federalismo. Sotillos, por su parte, ha asegurado en Gavà (Barcelona) que defiende la celebración de una consulta si se trata de “un espacio común de todos y no de un arma política”.

El diputado socialista por Madrid también ha asegurado que el principal reto que tiene planteado la monarquía es el de "cerrar la brecha de desconfianza entre la ciudadanía y la Casa Real" y se ha mostrado partidario de rebajar drásticamente el número de aforados y que todos los diputados y senadores respondan ante la justicia ordinaria por actuaciones que afectan a su actividad privada.