Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La presidenta del PP de Orihuela se desmarca de las facturas de Fitur

Pepa Ferrando está imputada por prevaricación, malversación y posible cohecho

La denuncia versa sobre el fraccionamiento de pagos para eludir el concurso público

Pepa Ferrando, acompañada por la exalcaldesa de Orihuela, Mónica Lorente; el secretario de organicación local, Dámaso Alonso; y el concejal, David Costa.
Pepa Ferrando, acompañada por la exalcaldesa de Orihuela, Mónica Lorente; el secretario de organicación local, Dámaso Alonso; y el concejal, David Costa.

A Pepa Ferrando, la presidenta del PP de Orihuela, no le extrañó que la concejalía de Turismo que ella dirigía pagara en 2008 casi 7.000 euros por el alquiler de una pantalla de 50 pulgadas con DVD y sonido y línea de internet para el stand de Fitur, la feria de turismo internacional que cada año se celebra en Madrid. Pese a que Ferrando fue hasta 2008 socia única de una empresa de protocolo y organización de eventos, la responsable del Turismo oriolano durante la última legislatura del PP dijo no saber, ni entender de estas materias ante la jueza de instrucción del juzgado número 3 de Orihuela, que le imputa hasta tres delitos por el fraccionamiento de las facturas de al menos cinco ferias de turismo.

Ferrando está acusada de los supuestos delitos de prevaricación, malversación de caudales y posible cohecho en Fitur y la Feria de Turismo de la Comunidad Valenciana (FCTV), en las que Orihuela gastó 340.000 euros en cuatro años. Supuestamente, desde la concejalía de Turismo se amañaron las facturas para que no superaran los 18.000 euros por servicio prestado y así evitar la concurrencia pública. Un técnico municipal, Enrique Quiñones, y siete empresarios están también imputados.

Hasta cuatro de las empresas participantes en las ferias comparten gestores de una misma familia, como ya publicó este diario. En 2008 por la colocación de un olivo bonsái, su transporte y montaje se pagaron casi 8.300 euros. Aquel año cuatro de las cinco empresas participantes presentaron sus facturas el mismo día, meses después de la feria de Fitur. También llama la atención de las facturas emitidas la de 2009: 91.580 euros fraccionados en seis partes de las cuales cinco bordean los 18.000 euros. Una incluso redondea la cifra: 18.000 euros exactos.

Ferrando solo contestó a las preguntas de la jueza y el fiscal, ignorando a las defensas del resto de imputados así como a la de representación del equipo de gobierno de Los Verdes y PSPV. Ante la jueza Yolanda-Julia Candela Quesada, la presidenta de la segunda formación popular más grande de Alicante (7.000 afiliados) descargó cualquier responsabilidad en el criterio de los técnicos, que ni le informaron ni advirtieron de irregularidad alguna.

Posterior a su declaración fue la del técnico Enrique Quiñones, interino en la concejalía de Turismo desde hace siete años. Quiñones, firmante también de las facturas, defendió la corrección de estas y al salir del juzgado se encontró con Ferrando y ambos se fundieron en un sentido abrazo en el que intercambiaron unas palabras al oído.

Ferrando es la sexta concejal del PP, con 12 ediles, que está imputada. La agrupación popular que dirige es la segunda más grande de Alicante (7.000 afiliados). La política ha liderado dos mociones de censura contra el alcalde ecologista Monserrate Guillén, ambas fallidas. Según sus palabras a la salida del Palacio de Justicia de Orihuela, la denuncia está "instrumentalizada" desde el PSPV y, "sobre todo", por el alcalde ecologista, Monserrate Guillén.