Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

PhotOn recupera el fotoperiodismo español en la diáspora

El festival valenciano ofrece una panorámica del compromiso social de los reporteros gráficos

Antonio Ariño, Alfredo Argilés, Tania Castro, Juan, López-Trigo y María Aranguren en La Nau.
Antonio Ariño, Alfredo Argilés, Tania Castro, Juan, López-Trigo y María Aranguren en La Nau.

El fotógrafo Ricardo García Vilanova, secuestrado durante más de seis meses en Siria, ha sido la última incorporación al festival PhotOn, que  se celebra en Valencia entre el 12 y el 17 de mayo. Así lo ha anunciado esta mañana la directora del festival, Tania Castro, que ha explicado la supresión de la mesa redonda titulada El fotoperiodismo muere en la Comunidad Valenciana con la que se iba a clausurar el programa, para incorporar en el último momento al fotógrafo secuestrado y liberado.

El caso de García Vilanova es un buen ejemplo de la dura situación que vive el fotoperiodismo español, vino a decir la directora de PhotOn, ya que este periodista freelance ha podido costear su equipo, tras regresar de Siria, gracias al crowdfunding. Subrayó también la presencia habitual en el festival  profesionales que trabajan fuera de España o principalmente "para el exterior".

Un buen ejemplo es Rafael Fabrés, que trabaja en Brasil y lo hizo antes en Haití, y del cual se puede ver estos días la exposición Pacification, en la sala Lametro, en la estación del suburbano en la calle Colón. En parte, también, señala Castro, es el caso de José Colón, autor de los trabajos que se exponen en el Centre La Nau, de la Universitat de València, bajo el título The Fence: Go No Go, donde permanecerá hasta el 22 de junio con las vallas de Melilla como eje de su discurso visual.

"Muchos fotoperiodistas comprometidos se han visto obligados los últimos años a salir de España" para dar testimonio de conflictos, "y no porque", ha puntualizado, "no haya conflictos de los que dar testimonio en España".

 Este y otros asuntos se tratarán hasta el 17 de mayo en la cuarta edición de Photon, punto de encuentro para figuras del fotoperiodismo nacional e internacional, con sede central en La Nau, donde concentrará el grueso de las actividades de PhotOn: debates, proyecciones y talleres. Las exposiciones programadas, se extienden a otros espacios, como el IVAM, el Mercado Central, Sala Lametro y La Llotgeta.

Photon pretende poner en valor "el compromiso social"  del fotoperiodismo, que lleva a“abordar las problemáticas contemporáneas con la potencia extraordinaria de las imágenes”, ha destacado en rueda de prensa celebrada este lunes en el Claustro, Antonio Ariño, vicerrector de Cultura e Igualdad de la Universitat de València, acompañado por Juan López-Trigo, de la Fundación Cañada Blanch; María Aranguren, de la sala Lametro, y Tania Castro, de la asociación Documenta.

En el Claustro de La Nau, presidido por la escultura imponente de Joan Lluís Vives,  se ha instalado la muestra The belivers Project, un trabajo documental realizado por el fotógrafo Jordi Pizarro, en su búsqueda para dar respuesta a la pregunta de por qué cree la gente y cómo la religión, a través de los siglos, ha sido usada para narrar el propósito de nuestra existencia.

Como parte de un proyecto en marcha y a largo plazo, Los creyentes explora las comunidades religiosas en diez países de cuatro continentes. Ariño ha destacado, en este sentido, la fuerza actual de las creencias religiosas como "uno de los motores fundamentales del mundo contemporáneo".  

Jordi Pizarro (Barcelona, 1985) vive actualmente en Nueva Delhi (India) cubriendo información del sudeste asiático y realizando trabajos personales. Actualmente, es representante por la agencia italiana Contrasto.

Por otra parte, desde hoy lunes y hasta el sábado, La Nau acoge, en sesiones nocturnas un ciclo de cine con documentales relacionados con el mundo del fotoperiodismo y el compromiso social.  Hoy, lunes, se proyecta Universo Railowsky, un documental en clave de humor que en 61 minutos de duración, relata las dificultades del dueño de la conocida librería valenciana por mantener el negocio. La proyección contará con la presencia del protagonista, Juan Pedro, y los directores Rafa Casañ y David Molina.

El martes 13 se proyectará, junto con Amnistía Internacional, el cortometraje de Esteban Crespo Aquel no era yo, que se alzó con el Goya 2013 al Mejor Cortometraje de Ficción Español y ha sido uno de los cinco nominados para optar al Oscar en la categoría de Mejor Cortometraje. El miércoles  le toca a Reportero, que cuenta la historia de un periodista y sus colegas en un seminario mexicano.

Entre el jueves y el sábado, el público que acuda a La Nau podrá conocer las vivencias de los fotoperiodistas a través del relato de sus experiencias. El jueves intervendrán Anna Surinyach, fotógrafa de Médicos sin Fronteras, y Pep Bonet. El Aula Magna acogerá las conferencia del viernes con Equipo REVELA y David Ramos. El sábado tomará la palabra José Colón.  La clausura de Photon, el sábado 17, a las 19 horas, en el Aula Magna de La Nau, correrá a cargo de  Ricardo García Vilanova.