Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La planta de Nissan de Barcelona enfila su máximo de capacidad

Zona Franca inicia la fabricación de su furgón eléctrico y prevé estar al 100% en 2015

La planta producirá en exclusiva el vehículo para todo el mundo tras una inversión de 100 millones

De izquierda a derecha, Frank Torres, Artur Mas, Andy Palmer, Manuel Soria y Xavier Trias ante el nuevo vehículo de Nissan.
De izquierda a derecha, Frank Torres, Artur Mas, Andy Palmer, Manuel Soria y Xavier Trias ante el nuevo vehículo de Nissan.

La fábrica de Nissan en la Zona Franca estará “próxima” al 100% de su capacidad a finales del próximo año —hasta 210.000 vehículos—, según afirmó ayer el consejero director general de Nissan en España, Frank Torres. Esa situación contrasta con las amenazas vertidas por la dirección de la marca hace más de un año, cuando en plena negociación con los sindicatos para captar un nuevo vehículo, alertó que la planta se arriesgaba a una “muerte lenta”. Torres aseguró posteriormente que Barcelona podría alcanzar hasta los 260.000 vehículos, una previsión incierta si no se realizan nuevas inversiones y no se apura al máximo el actual convenio colectivo.

En todo caso, el cambio se ha producido porque la plantilla renunció a algunas condiciones laborales y porque la planta se ha adjudicado tres nuevos vehículos. El primero de ellos, la primera furgoneta totalmente eléctrica del mercado, la e-NV200, se empezó a fabricar ayer mismo. Y en el plazo de un año se estrenarán dos nuevos vehículos: un utilitario compacto del segmento C cuya producción empezartá en unos meses y una pick up prevista para 2015. Según dijo el vicepresidente ejecutivo del grupo, Andy Palmer, la elección de Barcelona para fabricar esos nuevos modelos es “una decisión obvia”. En todo caso, en el plazo de un año la plantilla de la fábrica ganará mil trabajadores.

El inicio de la producción de la e-NV200 sirvió para vestir de gala las instalaciones catalanas de Nissan, encargadas en exclusiva de ese vehículo a nivel mundial que ha requerido de una inversión de cien millones de euros para que puedan salir cada año 20.000 unidades del modelo. La furgoneta es el segundo producto 100% eléctrico de Nissan, tras el utilitario Leaf, pero en este caso la alianza franco-japonesa Nissan-Renault quiere centrarse en el mercado de las furgonetas de transporte y los taxis.

Según sus estudios de prospección, sus 170 kilómetros de autonomía dan respuesta a una mayoría del mercado: el 70% de los usuarios recorre habitualmentemenos de 100 kilómetros al día y un 35% nunca recorre más de 125 kilómetros. Hasta junio no se sabrá a qué precio sale al mercado el vehículo.

El presidente de la Generalitat, Artur Mas, que participó en un acto institucional en el que también estuvo el ministro de Industria, José Manuel Soria, agradeció a Nissan su “apuesta por Barcelona, Catalunya, España y el sur de Europa” y dio a entender que la generación de empleo es prioritario en estos momentos, por delante de otros temas como el proceso soberanista.

Todos los representantes de las administraciones agradecieron el esfuerzo de la plantilla, que tuvo que flexibilizar sus condiciones laborales antes incluso de tener la certidumbre de que en la Zona Franca se fabricarían nuevos vehículos. Mas, incluso, se refirió a que hace dos años se centró en alcanzar un acuerdo entre dirección y plantilla de la compañía pese a que el Parlamento catalán estaba inmerso en el debate sobre el proceso soberanista. Ha dicho igualmente que el Gobierno central hizo los mismos esfuerzos. "Os felicito y os lo agradezco", ha dicho el presidente catalán dirigiéndose a ambas partes.