Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Boi Ruiz creará un observatorio sobre el impacto de la crisis en la salud pública

El gobierno se compromete a “reorientar” las políticas sanitarias y “responder” a las necesidades identificadas

El departamento de Salud, cuyo titular es Boi Ruiz, creará un observatorio para estudiar los efectos de la crisis económica sobre la salud de la población. El gobierno quiere realizar un “seguimiento estrecho” de los principales indicatores de salud y analizar su evolución. La iniciativa, a la que no se dotará de recursos adicionales, se enmarcará dentro del Observatorio del Sistema de Salud de Cataluña (OSSC), que tiene como objetivo favorecer la transparencia y la generación de conocimiento.

El gobierno asume que la crisis “está transformando el contexto socioeconómico” y alterando determinados factores —la iniciativa dará prioridad al seguimiento de la evolución de los estilos de vida o el consumo de servicios sanitarios— que inciden sobre la salud de la población. El estudio de los efectos de la situación socioeconómica —el desempleo, la precariedad laboral, etc— sobre la salud y las desigualdades ocupa desde hace años una rama de la salud pública.

La Generalitat “dedicará una atención preferente” a la población en situación de vulnerabilidad que “por motivos de renta, género, edad o nivel educativo, entre otros, estén sufriendo los efectos de la crisis con mayor intensidad”. El observatorio emitirá dos informes al año: el primero se publicará durante el primer semestre de 2014. El gobierno se compromete a “reorientar” las políticas sanitarias y “responder” a las necesidades identificadas, así como a “garantizar la equidad en el acceso a los servicios públicos de salud de calidad”. Si es necesario, afirma que movilizará a los distintos ámbitos del gobierno a través del Plan interdepartamental de Salud de Salud Pública (PINSAP).