Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los videojuegos serios incrementan su presencia en el mercado más de un 15%

Expertos consideran que el sector supone "una oportunidad para generar riqueza en Euskadi"

Un asistente a la Euskal Encounter disfruta con un 'juego serio'.
Un asistente a la Euskal Encounter disfruta con un 'juego serio'.

Los videojuegos son mucho más que matar orcos o zombies. El sector de los denominados serious games (juegos serios) que abarcan aplicaciones relacionados con la educación, el turismo o con las terapias médicas, está experimentando un importante incremento. Según ha precisado el presidente de Basquegame, Juan de Miguel Martínez, la popularidad de estos juegos han incrementado entre un 15 y 25 %, lo que indicaría la buena saluda" de la industria.

La Euskal Encounter, la party de informática más antigua del país, sirve como termómetro para detectar las nuevas aplicaciones y modas dentro del mundo de la informática, y en su 21 edición, se ha constatado que las empresas desarrolladoras de estos juegos, que van más allá de su dimensión lúdica, están aumentando su presencia en los mercados. De hecho, algunos de estos serious games son un complemento que ya se usan en las aulas de los centros escolares y sirven, a su vez, para ayudar a superar fobias, mostrar atractivos turísticos de una ciudad o facilitar la recuperación de personas con lesiones físicas. 

Los videojuegos, eso sí, todavía intentan luchar en contra de los prejuicios que los ciudadanos tienen sobre su uso. "Si la literatura, el cine o la música transmiten mensajes socialmente comprometidos, ¿por qué se van a limitar los videojuegos a matar orcos", ha defendido Josu Cobelo, socio de la empresa vasca Jokoga Interactive. También ha manifestado que hasta la fecha se ha podido tener la percepción de que los videojuegos educativos y con alto nivel social "no son divertidos", si bien en los últimos tiempos se ha hecho mucho para abrirse en un mercado de lo más competitivo.

Precisamente, De Miguel ha señalado que en Euskadi las ventas en este sector han constatado "un notable crecimiento", lo que supone, a su vez, una "oportunidad de generar riqueza en Euskadi". "La prometedora salud de la industria se ha traducido en la creación de puestos de trabajo cualificados a pesar de la mala situación económica", ha subrayado. De hecho, Euskadi es, en su opinión, un lugar en el que se dan facilidades para el desarrollo de proyectos empresariales relacionados con el sector, ya que hay "talento creativo y técnico, así como apoyo institucional".  Eso sí, aún hay asignaturas pendientes como la promoción y el marketing, cuestiones a las que se deberían de dedicar "más tiempo".