Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los cadáveres del accidente que quedan por identificar se reducen a tres

Los forenses logran identificar a 75 de los 78 fallecidos

Siguen ingresadas 81 personas, de las que 31 están en estado crítico

La mayoría de los heridos, 38, son de otras comunidades, 31 gallegos y ocho extranjeros

Un tren circula esta mañana por la vía paralela a la del accidente, donde siguen los restos del convoy siniestrado. Ampliar foto
Un tren circula esta mañana por la vía paralela a la del accidente, donde siguen los restos del convoy siniestrado. EFE

Tercer día de la tragedia del tren Alvia Madrid-Ferrol en Santiago de Compostela, en el que los esfuerzos están centrados en la identificación de los cadáveres, el cuidado de los heridos y, sobre todo, en la búsqueda de respuesta a la pregunta más angustiosa, ¿por qué? En el primer aspecto, se han producido avances en las últimas horas: solo quedan tres cuerpos por identificar y el número de fallecidos se ha reducido de 80 a 78. Estos tres cadáveres requieren pruebas de ADN para ponerles nombres y apellidos, lo que retrasará la publicación de la lista de muertos. Además, cuatro heridos han recibido el alta, con lo que quedan 83 ingresados. Sin embargo, no hay progresos en la investigación, a la espera de que testifique el maquinista del tren.

En el segundo de los tres días de luto oficial decretados por el Gobierno, se está más cerca de lograr completar el "reto prioritario", en palabras de Mariano Rajoy: identificar a todas las víctimas mortales. A las doce de la mañana, el responsable de estas labores, el comisario general de la Policía Científica Antonio del Amo, ha comparecido para precisar que 72 cadáveres estaban ya identificados "dactilarmente", que quedaban pendientes seis y que el número provisional de fallecidos es "en torno a los 78" —y no 80 como se había afirmado ayer—, informa Luis Gómez. La cifra de muertos ha bajado porque el cotejo de los restos ha demostrado que algunos de ellos pertenecen a las mismas personas. No obstante, no descarta que la cifra pueda volver a crecer.

VÍDEO: ATLAS

Sobre las siete de la tarde, fuentes policiales han informado de que tres de las seis identificaciones pendientes se han solventado con pruebas más complejas como la genética o la odontológica. En el primer caso, el ADN del cadáver se compara con muestras de familiares, que hay que recoger.  Quedan, por tanto, las tres últimas víctimas. Este escollo está retrasando la publicación de la lista oficial de fallecidos, prevista para anoche, ya que las autoridades quieren que sea completa y que no contenga ningún tipo de error, informa Sonia Vizoso.

Lugares de procedencia de las víctimas

- Españoles:

  • A Coruña: 16
  • Alicante: 2
  • Ávila: 2
  • Cáceres: 2
  • Cádiz: 5
  • Ciudad Real: 2
  • Guipúzcoa: 1
  • Lleida: 1
  • Logroño: 2
  • Lugo: 1
  • Madrid: 11
  • Murcia: 1
  • Ourense: 2
  • Pontevendra: 5
  • Salamanca: 3
  • Tenerife: 1
  • Valladolid: 2
  • Vitoria: 1
  • Zamora: 2
  • Toledo: 1

- Extranjeros:

  • México: 1
  • EE UU: 1
  • Argenlia: 1

Lo que sí se conoce es la lista por provincias de los 72 fallecidos identificados, que ha sido facilitada por responsable de las identificaciones. El grupo más numeroso son 16 muertos de A Coruña. seguidos de 11 de Madrid, cinco de Cádiz y otros tantos de Pontevedra. Además, entre las víctimas identificadas hay tres ciudadanos extranjeros, de Argelia, México y Estados Unidos, y es posible que haya algún extranjero más entre los restos que quedan por identificar. Ayer, los forenses, 50 expertos divididos en 10 grupos entre los hospitales Clínico y Provincial de Santiago, identificaron y realizaron la autopsia a 67 fallecidos. Del Amo ha explicado que se ha ido tan rápido gracias al sistema español de DNI, que incluye huellas dactilares.

Los cuerpos identificados esta mañana se han entregado a sus familias. Los familiares son informados en el centro de atención, ubicado en el edificio Cersia, por un equipo integrado por policías, médicos y psicólogos. Después, voluntarios de Cruz Roja los acompañan hasta el pabellón multiusos Fontes do Sar, convertido en improvisado tanatorio desde el miércoles. Allí, 50 personas están dándoles apoyo psicológico. La instalación de una oficina judicial en Fontes do Sar permite cerrar rápidamente los trámites. A primera hora de la tarde, 70 fallecidos estaban ya con sus familias. Hoy mismo se celebrarán los primeros funerales y muchos ya han sido o están siendo trasladados a sus destinos. Es el caso de Luis Manuel Rodríguez Vallejo, de 44 años, cuyas exequias han sido a las 18.45 en el tanatorio Hermanos Agüero de Talavera de la Reina (Toledo).

En cuanto a los heridos, 81 personas permanecen ingresadas en diferentes hospitales de Galicia a última hora de la tarde. En medio de la tragedia, la mejoría de algunos de ellos es una noticia esperanzadora. Una niña que estaba en estado crítico ha sido trasladada a planta a primera hora de la mañana. Otras recuperaciones han recudido el número de personas en la UCI a 31, tres de ellos menores de 15 años. De los ingresados, 31 son gallegos, 38 de otras comunidades y ocho extranjeros (Argentina, Colombia, Perú, Estados Unidos y Reino Unido), mientras que de cuatro no se ha podido confirmar su procedencia porque siguen en coma. Los Príncipes de Asturias se han desplazado esta tarde hasta la capital gallega para visitar a los heridos, después de que ayer estuvieran los Reyes. El teléfono de atención habilitado por las autoridades para atender a las familias es el 900 101 660.

Mientras, empieza a tomar forma la investigación del accidente. El maquinista, Francisco José Garzón Amo, que resultó herido leve en el siniestro, se encuentra detenido en el hospital por la Policía a la espera de prestar declaración, previsiblemente a lo largo del día, por 78 homicidios imprudentes. El jefe superior de Policía de Galicia, Jaime Iglesias, ha precisado en rueda de prensa que el conductor está detenido desde las ocho de la tarde de ayer y que la declaración se producirá cuando los médicos lo autoricen. A partir de ese momento, empiezan a contar las 72 horas para su puesta a disposición judicial, que puede producirse en el mismo hospital. El atestado, según Iglesias, es "complejo", y se está realizando bajo la supervisión del juez y el fiscal.

El maquinista del tren de Santiago, escoltado por un policía, tras el accidente. ampliar foto
El maquinista del tren de Santiago, escoltado por un policía, tras el accidente.

Las pesquisas se centran en la curva en el barrio de Angrois a cuatro kilómetros de la estación de Santiago. Ahí, los sistemas de alerta de la vía férrea saltaron al detectar que Garzón Amo circulaba a 190 kilómetros por hora, cuando no debía superar los 80. La alarma, según el maquinista, se activó en el cuadro de mando y él intentó frenar, pero no pudo evitar la tragedia. El conductor, de 52 años, lleva más de un año operando en esta misma línea y 30 como maquinista de Renfe. El presidente de la compañía, Julio Gómez-Pomar, ha afirmado esta mañana en Antena 3 que el conductor había pasado 60 veces por el punto donde se produjo el accidente y que debía tener un conocimiento "exhaustivo" de la línea. Aunque el exceso de velocidad en una curva cerrada es la causa más probable del descarrilamiento, según admitió el conductor del tren en su primera declaración, otro aspecto esencial es que la seguridad del tramo del accidente no era la del AVE.

Por otro lado, ya están en servicio dos de las tres vías afectadas por el accidente, lo que ha permitido reestablecer el servicio de trenes entre Orense y Santiago. La última en reabrirse ha sido la vía 2 de alta velocidad, a las 7.50. El primer tren en efectuar el trayecto ha sido un Avant sin pasajeros, para comprobar que todo está en orden. Desde esta mañana, todos los trenes de larga y media distancia circulan con normalidad y sin transbordos, ha informado Renfe, que precisa que hoy circularán por ese tramo un total de 15 trenes, 10 Avant y cinco de larga distancia.

El Administrador de Infraestructuras Ferroviarias espera restablecer la vía 1 de alta velocidad, por la que circulaba el tren que descarriló, mañana sábado. No obstante, dependen de que la zona queda despejada. Allí siguen trabajando las grúas para retirar lo que queda del tren siniestrado, dos máquinas y un vagón hecho un amasijo, que ya han sido previamente movidos. Se teme, incluso, que pueda haber algún cadáver en este vagón. El sargento de Bomberos de la capital gallega, Xesús Martínez, prevé que los trabajos de limpieza acaben en las próximas horas "Cuando llegue la noche la zona esté totalmente normalizada".

Más información