Falcó: “Quizá hubo alguien, yo no, que cobró alguna comisión en Adigsa”

El diputado de CiU, imputado por malversación en su etapa al frente de la empresa pública de vivienda, admite que se reunió con Penín

Francesc Sánchez, asesor de CDC, Josep Rull, secretario de organización, y Ferran Falcó, se dirigen al TSJC.
Francesc Sánchez, asesor de CDC, Josep Rull, secretario de organización, y Ferran Falcó, se dirigen al TSJC. Massimiliano Minocri

“Hace siete años estuve en este edificio. De esas cosas uno se acuerda”. Así empezó ayer el diputado de CiU y expresidente de Adigsa, Ferran Falcó, su comparecencia ante los medios. Poco antes había declarado ante el Tribunal Superior de Justicia (TSJC), durante poco más de media hora, como imputado por una causa que hace ocho años que se dirime en los juzgados, de presuntos cobros de comisiones por parte de la empresa pública de la Generalitat en la etapa de Jordi Pujol.

Como ya hiciese ante el Juzgado de Instrucción 3 de Barcelona en 2006, Falcó repitió que su papel en Adigsa era de “representación”, y que no tenía labores ejecutivas. “Quizá hubo alguien, que no soy yo, un intermediario, que pudo cobrar una comisión cuando se hacían obras menores en estos pisos”, dijo. E insistió que eso no tiene nada que ver con el famoso 3% que denunció Pasqual Maragall en el Parlament, en el año 2005, que supuso el inicio de esta investigación. Maragall acusó a CiU que quedarse con comisiones de la obra pública en Cataluña.

“Yo no sabía si, en un piso de segunda mano, había alguien que hacía un acuerdo con otra persona. Nunca, nadie me ha señalado a mí”, insistió Falcó, que está imputado en la causa, junto a otras siete personas (entre cargos públicos, constructores e intermediarios), por los delitos de malversación de fondos públicos, fraude, tráfico de influencias, prevaricación y falsedad en documento oficial y mercantil.

Ese alguien al que se refiere el diputado de CiU es José María Penín, al que el juzgado le atribuye el papel de comisionista. Falcó admitió en su declaración que se reunió con Penín —pariente lejano del actual consejero de Empresa y Empleo, Felip Puig— cuando este se quedó sin trabajo porque se lo recomendó un técnico. Luego llamó al ex consejero delegado de Adigsa Josep Antoni Fontdevila, para que, si encontraba un hueco, contratase a Penín. Fontdevila también ha declarado este miércoles ante el juez y ha explicado que no le quedó claro si la recomendación de contratar a Penín era preceptiva o voluntaria, según fuentes judiciales. Fontdevila fichó finalmente a Penín como intermediario entre Adigsa y los constructores.

“Hay un cansancio”, destacó Falcó, sobre su imputación. “Una imputación de ocho años por una cosa como esta no se la deseo a nadie”, dijo. Falcó fue elegido como diputado en las elecciones de 2010, lo que obligó a que la causa la asumiese el TSJC por su condición de aforado. La instrucción en los juzgados acabó en el año 2007.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50