Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una multinacional aeronáutica creará en Jerez un centenar de empleos

Carbures se dedica a la fabricación de componentes para los aviones Airbus

La multinacional Carbures ha inaugurado en Jerez (Cádiz) una planta de fabricación de piezas de fibra de carbono para la industria aeronáutica. En el nuevo centro se producirán piezas de hasta 12 metros, fundamentalmente las vigas estructurales o las escalerillas de los aviones Airbus, principal cliente de Carbures en Europa.

La firma ha invertido en esta sede cinco millones de euros y generará un centenar de puestos de trabajo en un plazo de cuatro años, 30 de ellos en la fase de arranque para contratos que ya están cerrados.

La planta de Jerez es la más importante del grupo. Se asienta sobre 12.000 metros cuadrados de superficie y 7.500 de producción aeronáutica ubicados en el recinto aeroportuario. Según destaca el consejero delegado del grupo, Rafael Contreras, la factoría de Jerez es "referente de la compañía en I+D+I, tecnología y capacidad de producción". De hecho, supera las dimensiones de las cinco sedes que Carbures ya ha abierto en China, Estados Unidos y España. En Jerez se producirán piezas ligeras de las aeronaves, todas en fibra de carbono, un material que permite reducir el peso de las estructuras y, por tanto, disminuir el combustible de los aviones y la emisión de CO2.

La multinacional, con sede originaria en El Puerto de Santa María (Cádiz), emplea ya a 400 trabajadores y experimenta una rápida expansión. Hace solo 15 días ha inaugurado una factoría, de menor capacidad que la de Jerez, en Carolina del Sur (EE UU) y el presidente de la compañía, Carlos Guillén, avanza que después del verano abrirán en Soria. La próxima planta puede fijarse en Cádiz, aunque este proyecto aún no está cerrado. Según explica Guillén, se ha solicitado espacio a la Zona Franca de la capital gaditana, un suelo que ya ha sido concedido. A partir de ahí, el grupo empezará a desarrollar el proyecto y decidirá si es factible. "De momento, hay una clara intención para un proyecto de construcción civil. Veremos si el proceso se consolida o no", explica el presidente.