ICV y Metges de Catalunya piden a Mas el cese de Prat de su consejo asesor

El expresidente del ICS está imputado por estafa, malversación y blanqueo en Reus

Josep Prat abandona su domicilio acompañado de agentes de la Guardia Civil tras ser detenido.
Josep Prat abandona su domicilio acompañado de agentes de la Guardia Civil tras ser detenido.JOSEP LLUÍS SELLART

La carrera sanitaria de Josep Prat, hasta hace un año inmune y todopoderoso, puede estar tocando a su fin. Tras su dimisión en Innova (Reus) y el grupo sanitario privado USP hospitales, en enero del año pasado, y su posterior salida forzada como presidente del ICS, a Prat solo le quedaba un cargo, aunque fuera más bien de postín: el de miembro del Consejo Asesor para la Sostenibilidad y el Progreso del Sistema Sanitario, órgano consultivo de apoyo al presidente de la Generalitat, Artur Mas.

Tras su detención el pasado día 27 y su imputación por varios delitos relacionados con su gestión, el sindicato Metges de Catalunya e ICV exigen ahora a Mas que destituya “formalmente” a Prat del puesto. Al expresidente del ICS se le imputan los delitos de malversación de caudales públicos, estafa, tráfico de influencias y blanqueo, entre otros, por su etapa al frente de Innova. El juez del caso le ha retirado el pasaporte. “Dada la grave situación de la sanidad pública y los numerosas casos de corrupción política, es necesario que los imputados por presuntos delitos de corrupción sean apartados”, exigió Josep Vendrell, diputado ecosocialista.

El consejo asesor en materia sanitaria fue creado por iniciativa del presidente de la Generalitat, Artur Mas, para recibir asesoramiento por parte de personas de reconocido prestigio en el sector sobre “el desarrollo sostenible del sistema" y la “mejora en la gestión”. El consejo está presidido por el presidente del Colegio de Médicos, Josep Vilardell, que no recibe ninguna retribución, y cuenta con un máximo de 12 miembros. El diputado de ICV calificó al consejo, que hace cerca de nueve meses que no se convoca, de “invisible”.

El sindicato Metges de Catalunya considera “improcedente” que Mas mantenga a un excargo público imputado “entre sus asesores de confianza”. En caso de que se haya producido la destitución de Prat sin que esta haya trascendido, el sindicato “echa de menos una declaración anunciando” la decisión. El Departamento de Presidencia de la Generalitat, al que está adscrito el consejo, no ha contestado si Prat sigue o no en su cargo. El sindicato considera que la permanencia del expresidente del ICS en este órgano “puede dañar la imagen institucional del Gobierno, al tratarse de un “cargo de envergadura”.

El sindicato ha criticado que los planes de privatización y de fragmentación de la sanidad pública “ideados por Prat” sigan sobre la mesa. Metges de Catalunya se refiere así a dos polémicos proyectos del Departamento de Salud que el Gobierno catalán asegura que no llevará a cabo. El primero prevé fraccionar el ICS en una veintena de sociedades abiertas a la entrada de capital privado. Aunque la división de este organismo ya ha empezado, las nuevas sociedades son de momento enteramente públicas. El segundo plan, hecho por la consultora PricewaterhouseCoopers, prevé vender una docena de empresas públicas, como el SEM, y privatizar la gestión de una veintena de hospitales públicos.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción