Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Economía da por hecho que no se cumplirá el objetivo de déficit

Moragues: “Lo peor que nos puede pasar es adquirir compromisos y luego no cumplirlos”

El consejero de Hacienda y Administración Pública, Juan Carlos Moragues, admite que es “bastante probable” que la Comunidad Valenciana supere el objetivo de déficit del 1,5% para 2012, aunque el Consell intenta que la desviación, que de modo oficioso se sitúa en el 3%, sea “la menor posible”. Según explicó Moragues a Efe, en 2011 el déficit ascendió a 5.075 millones de euros y en un año los ingresos ordinarios (tributos propios y cedidos y entregas a cuenta del sistema de financiación) “han bajado en 500 millones mientras los gastos financieros han aumentado en 300”. “Es una situación comprometida y harto complicada, pero se están haciendo ajustes con la premisa de no disminuir la calidad, ni el carácter público, ni la gratuidad de los servicios públicos y atender el gasto social”, dijo.

El consejero también destacó “la prudencia” del Gobierno valenciano en llegar a acuerdos de pago a proveedores y servicios que resulten creíbles, ya que en reiteradas ocasiones el Consell ha incumplido los plazos que había comprometido: “Lo peor que nos puede pasar es adquirir compromisos y luego no cumplirlos”, explicó.

Según refirió, la Generalitat está llegando a acuerdos con diversos colectivos para establecer planes de pagos de la deuda y va a continuar en una línea de compromisos que luego sea capaz de cumplir. “Prefiero decir que no a decir que sí y luego incumplir, aunque cuesta decir que no”, reconoció Moragues sobre el pago de la deuda atrasada, que estará cuantificada cuando se cierre el ejercicio de 2012.

Moragues considera esa deuda comercial como “la realmente preocupante”: “Afecta a la gente de la calle, la gente que protesta y esa persona a su vez no puede pagar a otra, es un efecto dominó”. “Esa sangría hay que reducirla lo antes posible”, abundó el consejero de Hacienda, reconociendo que es “complicado” si no se produzca un aumento de los ingresos.

El consejero confía en que el Gobierno central conceda “en breve” una aportación del Fondo de Liquidez Autonómico (FLA) para hacer frente a estos pagos. La Generalitat ha solicitado 2.500 millones al FLA —1.598,2 para vencimientos de deuda con banca extranjera y 713,55 para cubrir déficit— “pero hay que ver si hay importe adicional, si se fraccionará y los condicionantes de prelación”.