Ajedrez/El Rincón de los Inmortales

Otra joya inhumana

AlphaZero vuelve a demostrar con gran belleza y profundidad que un sacrificio de pieza a largo plazo puede estar muy justificado

Como ya vimos en el vídeo anterior de esta serie, AlphaZero ha transformado la intuición de los grandes maestros en evidencia contrastada. En esta partida también hay un sacrificio de pieza a muy largo plazo. Aunque el concepto de fondo es el mismo -a cambio del sacrificio se obtiene actividad, armonía y dinamismo-, hay un matiz diferenciador interesante: en este caso no se trata de restringir las piezas activas del rival sino de mantenerlas inactivas en su casilla de origen hasta que ya es demasiado tarde para desplegarlas.

La visibilidad manifiesta de que sus ideas intuitivas eran acertadas ha impulsado a no pocos grandes maestros a lanzarse a este tipo de sacrificios, aunque el riesgo siempre sea alto porque la capacidad de cálculo de un humano es mínima si se compara con la de un ajedrecista de silicio. El ejemplo más claro es el del campeón del mundo, Magnus Carlsen, cuyo estilo cambió sustancialmente desde enero de 2018, inspirado por AlphaZero.

Sobre la firma

Leontxo García

Periodista especializado en ajedrez, en EL PAÍS desde 1985. Ha dado conferencias (y formado a más de 30.000 maestros en ajedrez educativo) en 30 países. Autor de 'Ajedrez y ciencia, pasiones mezcladas'. Consejero de la Federación Internacional de Ajedrez (FIDE) para ajedrez educativo. Medalla al Mérito Deportivo del Gobierno de España (2011).

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS