ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

lunes, 15 de mayo de 1989

El traductor John Rutherford aborda una nueva versión inglesa de 'El Quijote'

John Rutherford, profesor de literatura española en el Queen's College de Oxford y autor de la primera traducción inglesa de La Regenta, de Leopoldo Alas Clarín (publicada por Penguin Books), está a punto de acometer lo que él mismo califica como "el sueño de todo hispanista que además sea traductor": la realización de una nueva versión inglesa de Don Quijote de la Mancha, de Miguel de Cervantes. Rutherford, un hombre afable y caballeroso que se declara "medio gallego; de Ribadeo, para ser preciso", está sobre todo preocupado por traducir a Cervantes "en un inglés moderno que, no obstante, suene intemporal".

"No hay ninguna traducción inglesa o norteamericana moderna del Quijote que sea siquiera decente", explica John Rutherford, y hay algunas verdaderamente abominables, como la de un traductor norteamericano que, en un intento de actualizar el lenguaje, cada vez que Don Quijote dice '¡Pardiez!', traduce 'Oh, sh¡t!' (¡Oh, mierda!); luego hay otras traducciones inglesas, pero su lenguaje es monótono, demasiado literal, carece de la fuerza y la vitalidad del lenguaje de Cervantes. La última traducción buena es la de Ormsby, pero utiliza un lenguaje excesivamente decimonónico y yo creo que cada siglo debe tener una traducción propia de una obra como ésta".

Aburrido

"Me di cuenta de la necesidad de una traducción moderna de El Qujote al inglés cuando mi hija tuvo que leerlo para sus estudios y dijo que se había aburrido; ahí está el problema: en el lenguaje. De ahí, pues, la necesidad de traducir El Quijote en un lenguaje interesante para el público del siglo XX", explica Rutherford.Rutherford pasó por Barcelona para tomar parte en las I Jornadas sobre traducción literaria, organizadas por la sección catalana de la Asociación Colegial de Escritores y celebradas en el Colegio de Periodistas. El hispanista ganó renombre mundial por su traducción de La Regenta, una obra que tardó ocho años en completar y que ha sido ensalzada por críticos y escritores de todo el mundo de habla inglesa.

"La primera vez que leí La Regenta fue en 1965 y me impresionó profundamente, tanto que creo que he tenido pocas experiencias literarias de este tipo. Inmediatamente pensé que los lectores de habla inglesa no podían perderse una obra así. Cuando me propusieron traducirla, acepté inmediatamente y en seguida pensé que era una insensatez, pues no tenía ninguna experiencia como traductor", dice.

Aprendí a traducir a medida que avanzaba en la obra, por eso tardé ocho años", recuerda Rutherford, quien añade: "La buena acogida de la traducción fue un gran alivio y, cada vez que alguien se maravillaba de que no se hubiera traducido antes, yo contaba la historia de una señora, esposa de un obispo anglicano, que perdió la razón tratando de traducir La Regenta".

Entre bromas y veras, el traductor recuerda: "La ayuda de mi viejo amigo Peter Carter, un excelente escritor de relatos para jóvenes, que me comentó dos o tres capítulos: me los destrozó, pero aprendí a escribir como un novelista".

Novela freudiana

Respecto a la modernidad de La Regenta como novela, el hispanista apunta: "Es una novela decimonónica en el sentido de que explota todos los recursos del realismo del siglo XIX, pero en algunas cosas es de una asombrosa contemporaneidad. En algunos detalles es una novela freudiana antes de Freud; en otro aspecto, como sugerí en una monografía reciente [La Regenta y el lector cómplice, publicada por la universidad de Murcia en 1988], Alas exige ya un lector cómplice casi 100 años antes que Cortázar, por poner un ejemplo".Rutherford afirma ser medio gallego: "Me casé con una chica de Ribadeo, tengo cuatro hijas enamoradas de Galicia y, con decir que cuando estoy en Ribadeo no tengo ninguna nostalgia de Inglaterra, me parece que está todo dicho", y comenta: "Ahora que voy a traducir El Quijote tengo mucho menos miedo que cuando comencé La Regenta, porque ahora ya domino las técnicas de la traducción y sé que puedo escribir de modo interesante".

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »
EL PAíS Edición impresa

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana