El rescate en helicóptero de un bañista que ignoró la bandera roja de una playa de Níjar

El hombre, aislado en una roca sin poder moverse, tuvo que ser izado para su trasladado al puerto de Almería, donde recibió asistencia médica

Un helicóptero de Salvamento Marítimo rescató el pasado domingo a un hombre que se encontraba en una roca después de haberse bañado con bandera roja al norte del Castillo del Playazo de Rodalquilar, en Níjar, municipio almeriense donde dos personas perdieron la vida la semana pasada.

Sobre las 12,30 horas, el centro de Salvamento Marítimo en Almería recibió una llamada del 061 informando de que una persona se encontraba con problemas en el agua y que había podido subir a una roca, pero le resultaba imposible llegar a tierra.

Una patrulla de Emergencias de Níjar informó también al centro de Salvamento de que las condiciones del mar impedían a los operarios sacar por tierra al bañista, por lo que solicitaron su evacuación por helicóptero. Una hora después, el helicóptero izó a la persona rescatada y la trasladó al puerto de Almería, donde esperaba una ambulancia para su asistencia médica.

Dos bañistas fallecieron la semana pasada tras bañarse en las playas de Níjar: una persona de 46 años, tras ser evacuada también del Playazo de Rodalquilar; y un varón en la playa de Las Negras, a pesar de las maniobras de reanimación cardipulmonar que se le practicaron.

El Ayuntamiento de Níjar reiteró la “completa prohibición” de bañarse en las playas del municipio cuando estas están señalizadas con bandera roja, que indica que las condiciones marítimas para el baño son “muy adversas” y que “el hecho de practicar el baño en estas condiciones no solo pone en riesgo la vida de las personas que incumplen esta norma, sino que también pone en riesgo la vida de los socorristas que deban practicar el rescate”.

Más información