Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Su tiempo y mi dinero

Helppy ofrece servicios entre particulares a través de Internet

Harto de no tener tiempo para llevar el coche al taller o hacer la compra, Jerónimo Folgueira, dejó su trabajo como ejecutivo en la cadena alemana RTL para volver a España con una idea clara, "crear lo que allí no encontré, un mercado de tiempo". Tiene 29 años y es el consejero delegado de la empresa que nació hace cuatro meses: Helppy.

El nombre es una mezcla de las palabras inglés 'help', ayuda, y 'happy', feliz. Así se llama esta plataforma donde particulares ofrecen servicios sencillos como lavar el coche, sacar a pasear el perro, hacer cola, recoger un pedido o llevar la ropa al tinte por un coste bastante bajo. Entre las ofertas más curiosas está la de una señora que se ofrece a arreglar el dobladillo del pantalón o los que ayudan a montar muebles. Los traductores de idiomas son los que más éxito cosechan.

La mayoría de los servicios cuesta entre siete y 10 euros, pero solo es un precio sugerido. Los usuarios son los que se ponen de acuerdo para llegar al trato que consideran justo. El equipo de Helppy está compuesto por 10 personas, todas con menos de 30 años.

El uso de la plataforma es gratis. La compañía solo cobra cuando alguien quiere ahorrar todavía más tiempo. Por dos euros Helppy propone a alguien con buenas críticas para el trabajo que se esté buscando. Por un euro alguien que se ofrece para una tarea tendrá una mejor posición en las búsquedas.

A finales de abril confían en lanzar una aplicación para teléfonos móviles para facilitar contratar los servicios sin tener un ordenador a mano. En cuatro meses han alcanzado más de 3000 usuarios.